Política
Sábado 24 de Diciembre de 2016

Aerolíneas: el gobierno niega una privatización

Tras la salida de Isela Costantini, el vicejefe de Gabinete confirmó que quiere una empresa bien administrada pero "sin subsidios".

Tras la inesperada salida de Isela Costantini de Aerolíneas Argentinas, el vicejefe de Gabinete, Mario Quintana, aseguró ayer que el gobierno quiere a la empresa de bandera "en manos del Estado y bien administrada", pero sin "subsidios públicos", y advirtió que el negocio aerocomercial "no es visto en muchos países del mundo como servicio público".

El funcionario aclaró que no habrá una política de "cielos abiertos" y explicó que la renuncia de Costantini fue "un tema de común acuerdo".

"Hizo un muy buen trabajo, pero también con mucho desgaste, la conozco a Isela desde hace tiempo, tengo la mejor opinión profesional de ella, hizo un trabajo este año en Aerolíneas de mucho valor, ya que recibió una empresa sin ningún tipo de criterio de gestión, con muchos agujeros en lo ético, profesionales y administrativos", consideró.

Costantini renunció el miércoles a la presidencia de Aerolíneas, y fue reemplazada por Mario Dell´Acqua, quien estaba al frente de la estatal Intercargo y ex directivo de Techint.

Quintana sostuvo que "el negocio aerocomercial no es visto en muchos países del mundo como servicio público" pero aseguró que el gobierno quiere una Aerolíneas Argentinas "en manos del Estado y bien administrada".

En declaraciones radiales, señaló que "el trabajo que hizo Costantini fue extraordinario" y añadió que "logró en un año reducir a la mitad su déficit, mejorando la calidad de servicios a la gente, aumentando la cantidad de vuelos y de pasajeros".

Afirmó que la mirada que tiene el gobierno respecto de la empresa es que "tiene que estar al servicios de los argentinos, pero no puede tener a los argentinos por rehenes".

"Creemos que lo mejor que tiene que hacer es competir con otras aerolíneas y de esa manera esforzarse para que todos los días los argentinos tengamos un servicio aéreo", añadió y consideró que "en el tema cielos abiertos, de que cualquiera pueda volar cuando quiera, no es nuestra política, lo nuestro es una política de cielos regulados".

"Aerolíneas Argentinas debe ser una empresa fuerte, competitiva al servicio de la gente, que no requiera de subsidios públicos", sostuvo el funcionario.

Respaldo gremial

Los cuatro gremios aeronáuticos mostraron ayer su preocupación por la llegada a la Argentina de compañías que brindan servicios de bajo costo.

Ante ese escenario, movilizarán afiliados el próximo martes a la sede del Ministerio de Hacienda, donde se desarrollará desde las 9:00 la audiencia pública para adjudicar rutas de aeronavegación, en la que pedirán proteger a las empresas nacionales y los "puestos de trabajo".


Tráfico aéreo

El tráfico de pasajeros en los aeropuertos concesionados del país aumentó el 4,7% en noviembre con respecto al mismo mes de 2015, al llegar a 2.718.147 personas transportadas. El total resulta de una suba del 3,6% en los viajeros domésticos que sumaron 1.661.684 y del incremento de 6,6% en los internacionales con 1.019.910, además de 36.553 pasajeros en tránsito.

Comentarios