Policiales
Martes 03 de Octubre de 2017

Una querella, "conforme", no descarta la apelación

"Es un fallo muy positivo y muy sólido, consecuente con toda la prueba incorporada en la investigación, que es mucha y consistente de acuerdo a la teoría del caso de la familia, a lo declarado por las personas detenidas en la seccional", sostuvo ayer Salvador Vera, abogado querellante en representación de la familia de Franco Casco.

No obstante, el profesional aclaró que más allá de que es un gran paso, la querella está evaluando apelar sobre todo en torno a la calificación de encubrimiento, "con la que no estamos conformes", que le atribuye el juzgado a los policías de Asuntos Internos Carlos Alberto Ríos, Sergio Damián Pieroni y Aníbal Candia.

"Ambas querellas creemos que se les debe atribuir el delito principal de desaparición forzada. Y no estamos de acuerdo con la liberación de algunas personas implicadas en el hecho y procesadas, porque entendemos que son peligrosas y que han sido sindicada por parte de los testigos como partícipes directos. En orden al delito y a la pena en expectativa, eso genera mucha intimidación en los testigos".

"Cuestiones abiertas"

Según esta querella, para la segunda tanda de imputaciones —entre las cuales hay otro policía prófugo— tiene que haber una pronta disposición del juzgado también en torno al llamado a indagatoria y detención de la médica policial, y definición sobre la solicitud de indagatoria respecto al personal del Instituto Médico Legal, y otro civil al cual le atribuyen mentir en el sumario policial".

"Más allá de los aspectos positivos de la resolución, que lucharemos para sostener, hay muchas cuestiones abiertas, como el llamado a indagatoria del personal de Prefectura Naval, que tuvo participación en el encubrimiento de la cuerdas del fondeo del cuerpo de Casco en el río Paraná".

Comentarios