Policiales
Viernes 25 de Agosto de 2017

Una nueva pista en la investigación de la muerte de dos jóvenes baleados por la policía

El fiscal Adrián Spelta reveló el resultado de una pericia clave para esclarecer la muerte a balazos de Alejandro Medina y David Ocampo por parte de personal policial en Callao y Arijón, el pasado 23 de junio.

El fiscal Adrián Spelta, que interviene en la causa donde se investiga la muerte a balazos por parte del personal policial de los jóvenes Alejandro Medina y David Ocampo, ocurrido en Arijón y Callao el pasado 23 de junio, indicó hoy que "en ambas manos de una de las víctimas se hallaron partículas que denotan la existencia de un disparo previo".
De todos modos, el funcionario dijo que ese hecho "no cambia el curso de la investigación"·
En declaraciones la prensa en la sede del Ministerio Público de la Acusación, Spelta se refirió a las medidas que se están realizando dijo que "estamos trabajando con los celulares peritados. Tenemos 400 gigas que están siendo peritados y debemos analizar la información. Determinamos la cantidad de armas y la titularidad de cada uno de ellas, y por último la prueba del microscopio electrónico de barrido, practicada por el Conicet, que estableció que una de las víctimas tenía partículas características. Fueron las partículas que fueron a buscar para determinar si hubo disparos previos al hecho".
Leer más: Espectacular persecución policial terminó con dos muertos a balazos

"La evidencia con la que cuenta la Fiscalía es que por parte de una de estas personas, Campos, existían en sus dos manos partículas características. Esto es, hallamos bario, antimonio y plomo. Eso denota la existencia de un disparo previo, y con una sola partícula es suficiente para determinar eso".
"Sí tengo los resultados de la autopsia y me informan -amplió Spelta- que Medina tenía nueve impactos de arma de fuego y en el interior del cuerpo encontramos cuatro proyectiles. Campos tenía cuatro orificios, con dos proyectiles dentro del cuerpo. Ahora resta saber, a través de los peritajes, quiénes fueron los autores de los disparos".
Posteriormente, aclaró que "no digo que (Campos) sea quien dispara, digo que tiene partículas características de deflagración en ambas manos".
Al referirse a cómo seguía el curso de la investigación , el funcionario del MPA indicó que "dentro de las muestras pendientes se encuentran las de sangre, tanto del personal policial como el de las víctimas. Fueron enviadas a Salta para que se pueda determinar la existencia de drogas en las personas involucradas. También faltan las pericias balísticas".
"Sí tengo los resultados de la autopsia y me informan -amplió Spelta- que Medina tenía nueve impactos de arma de fuego y en el interior del cuerpo encontramos cuatro proyectiles. Campos tenía cuatro orificios, con dos proyectiles dentro del cuerpo. Ahora resta saber, a través de los peritajes, quiénes fueron los autores de los disparos".
Leer más: Pullaro dijo que investigan el accionar policial en la muerte de dos jóvenes en Arijón y Callao

Cuando se le preguntó si se había podido determinar si fue una o varias personas las que dispararon contra los jóvenes, el fiscal comentó que "cuando tenga las pericias voy a poder afirmar si corresponden a una o a varias armas los proyectiles encontrados, tanto dentro del auto como los casquillos hallados afuera".
Al consultárselo sobre si el hallazgo de esas partículas provocaría un giro en la investigación, Spelta fue contundente: "No, la investigación sigue teniendo la misma dirección. Estamos investigando el accionar de un grupo de policías en el que resultaron muertas dos personas. Cuando tengamos la totalidad de estos datos vamos a tener una visión más amplia de lo que sucedió ese mediodía".
Spelta resaltó luego que "en total hay 22 personas investigadas" y al referirse a la situación de los policías dijo que "sigue siendo la que tuvieron inicialmente. Se aconsejó el retiro de las armas pero que no se le entregue una nueva arma".
Posteriormente, y ante una consulta del programa "Trascendental", que se emite por La Ocho, el funcionario aclaró que "la pericia balística que se practica en Buenos Aires exige en sus resultados que, en la medida de lo posible, se determine con qué antigüedad habían sido disparadas esas armas. Es una medida difícil de que se acredite, pero sí me van a poder decir es si las armas, que presumiblemente no están bien cuidadas, son armas que pudieron haber sido utilizadas para disparar o si disparan, concretamente".

Comentarios