Policiales
Sábado 15 de Abril de 2017

Un muchacho y un policía heridos de bala tras un violento incidente en Puerto San Martín

De acuerdo a las primeras informaciones, todo se desencadenó cuando el joven sufrió una crisis en medio de un cuadro por consumo de drogas y tomó una escopeta con la efectuó varios disparos. Cuando la policía llegó al lugar hubo un tiroteo.

Un muchacho de 21 años y un policía de la seccional 5ª de Puerto San Martín sufrieron heridas de balas durante un violento incidente ocurrido esta tarde en esa ciudad.
De acuerdo a las primeras informaciones recabadas por La Capital, el joven habría sufrido, alrededor de las 17.30, una crisis nerviosa en medio de un cuadro complejo por consumos de drogas que lo llevó a empuñar una escopeta y efectuar varios disparos que sacudieron al barrio.
El agente policial, en tanto, sufrió una herida leve en el rostro cuando junto a otros compañeros llegó hasta el lugar para tratar de reducir al joven, quien a su vez recibió un tiro en una pierna.
Fuentes cercanas a la investigación señalaron que a media tarde una pareja llegó a la seccional 5ª para pedir ayuda porque su hijo estaba fuera de control. El joven tiene 21 años, sufre un problema severo de adicciones y se había puesto muy violento, "se efectuaba cortes con un cuchillo" y amenazaba en todo momento con tomar una escopeta que estaba en la casa y matar a quien se pusiera en el camino.
Fue entonces en que una comisión de policías salió para el lugar. Cuando los uniformaron llegaron al sitio, Juan Perón al 1100, se encontraron con que el joven en cuestión tenia en su poder una escopeta calibre 12 y amenazaba con abrir fuego contra quien se acercara a la vivienda.
Así se desencadenó una situación tensa porque el muchacho efectuó varios disparos con perdigones de plomo para amedrentar a los policías. Según las fuentes, el padre intentó calmarlo, pero no hubo forma de que entregara el arma. Los uniformados a su vez hicieron disparos intimidatorios con balas de goma.
La situación más dramática se vivió cuando el muchacho intentó escapar, cubriéndose a los tiros. La policía repelió esa agresión y el joven resultó herido en una pierna y finalmente reducido. A su vez, en el intercambio de disparos un agente de la seccional 5ª sufrió una herida superficial en la nariz.
Las fuentes indicaron que el joven fue derivado al Hospital Eva Perón y estaba fuera de peligro. Las actuaciones por este caso quedaron a cargo del fiscal de San Lorenzo Leandro Lucente.

Comentarios