Policiales
Miércoles 22 de Febrero de 2017

"Todo fue malinterpretado"

"Voy a tener que aclarar muchas cosas", dijo Diego Ochoa en la última ocasión en que habló ante los jueces, como lo hizo en cada audiencia.

"Voy a tener que aclarar muchas cosas", dijo Diego Ochoa en la última ocasión en que habló ante los jueces, como lo hizo en cada audiencia. "En este juicio no se demostró en ningún momento una instigación", dijo, y calificó como "intentos maliciosos de la Fiscalía" o "inventos sacados de contexto" los elementos para acusarlo. "Quieren hacer creer que la relación con Godoy es distinta y no es así. Es la misma que con el resto de los referentes de la hinchada. Todo fue malinterpretado. El fiscal dice que secuestraron dos armas en mi casa pero no dice que contaba con las credenciales de legítimo usuario. Todo es capcioso y así también con las entradas, los viajes, las camisetas que les he dado a muchas personas".

Descartó que Pimpi representara una amenaza para su gestión, lo que para la Fiscalía es el móvil del crimen: "Jamás intentó tomar la barra. Tanto (Eduardo) López como Pimpi tenían el rechazo de la gente. Jamás me sentí amenazado", sostuvo. Y aclaró: "Yo siempre fui un gran enemigo de la droga en la hinchada. Eso me trajo muchos problemas con gente que el único fin que tenía era imponer el narcotráfico en la tribuna. Todas las personas que tuvieron malas intenciones, ligadas al narcotráfico y la criminalidad, dejaron de ser parte de la hinchada".

Comentarios