Policiales
Miércoles 04 de Octubre de 2017

Robaron un remís, chocaron contra otro vehículo y terminaron internados

Dos jóvenes se llevaron el remís tras reducir a su conductor. Tras el choque el auto se incendió y la conductora del otro coche debió ser internada

Durante poco más de dos horas una dupla de ladrones circuló ayer a la mañana por la zona norte de Rosario en un remís Fiat Siena que le robaron a las 6 de la mañana en Maiztegui al 500, en el extremo norte de la ciudad y casi debajo del puente que lleva a la entrerriana localidad de Victoria, a un chofer que iba a la casa de otro conductor para que lo releve. "Mi compañero vino a traer el auto para cambiar de chofer y cuando yo bajaba del edificio donde vivo escuché un disparo. Corrí y lo encontré, pero sin el auto. Los ladrones se lo habían llevado y habían hecho un disparo al aire", explicó una de las víctimas de la maniobra.

Recién pasadas las 8.30, el remís robado reapareció en las calles. Fue al chocar frontalmente con un Volkswagen Bora en Jorge Newbery al 8900, a 70 metros del ingreso al Aldea Country Tenis y a unos 10 kilómetros de donde fue robado. Tras el impacto el remís se incendió y los ocupantes debieron ser rescatados por ocasionales testigos. Del auto calcinado, efectivos de la Policía de Investigaciones (PDI) secuestraron un revólver calibre 22 y la mujer que conducía el Bora fue trasladada a un sanatorio privado.

Al amanecer

Todo empezó poco antes de las 6 de la mañana cuando "El soldado" Gustavo, como lo conocen en Granadero Baigorria a este ex combatiente de Malvinas, llegó hasta el departamento de Atilio, su compañero de volante, y estacionó sobre Maiztegui al 500, de cara al puente Rosario-Victoria. "Se ve que nos han tomado el tiempo porque es un movimiento que hacemos todas las mañanas. Y estacionamos sobre Maiztegui porque está mejor iluminada. Lo que me comentó mi compañero es que llegaron dos hombres caminando y uno de ellos armado", explicó Atilio en diálogo con La Capital.

"La primera idea de los ladrones fue llevarse a «El soldado», porque le dijeron vos pasate para atrás. Y él les dijo que no. Ahí no sé si se subió o se tiró del auto o nunca se subió. Lo concreto es que yo lo vi llegar desde la ventana. Cuando estaba terminando de llenar el termo escuché un disparo muy fuerte y bajé pensando lo peor. Cuando lo encontré me dijo que los ladrones habían disparado y se había llevado el auto. Subimos a mi departamento y llamamos al 911. Cuando le pregunté cómo estaba respondió: «No me mataron en Malvinas no me iban a matar acá»", rememoró Atilio que radicó la denuncia en la subcomisaría 27ª.

De frente

Nada se supo del Fiat Siena hasta las 8.30. A esa hora fue captado por la cámara de videovigilancia pública ubicada en Jorge Newbery y Malabia, frente al Aldea Country Tenis. El auto circulaba de oeste a este por Newbery y en sentido contrario, hacia Funes, Julieta J., de 36 años, conducía su Volkswagen Bora. Si bien la policía ya había irradiado un alerta respecto al robo del remís, ningún móvil policial lo había hallado.

De acuerdo a los precisado por Prensa de Fiscalía, de acuerdo a "testimonios primarios el Siena venía cruzándose de carril cuando impactó de frente al Volkswagen Bora". Tras el impacto el Siena se incendió y los dos hombres que iban en su interior debieron ser rescatados por vecinos y testigos.

Cuando el primer móvil policial llegó al lugar se topó con el Siena en llamas y sus dos ocupantes (Lautaro R. y Brandon F., ambos de 21 años) tirados delante del auto mientras en el interior se escuchaba el crepitar de proyectiles de un revólver calibre 22 luego incautado por la PDI.

Politraumatizados, Lautaro R. y Brandon F. quedaron internados en observación en el Heca bajo custodia policial a la espera de su evolución para ser sometidos a rueda de reconocimiento a fin de determinar si se trata de los ladrones que le robaron el remís a "El soldado" Gustavo. La mujer, en tanto, fue derivada a un santorio privado. El caso quedó en manos de la fiscal de la unidad de Flagrancia María Angeles Granato.

quemado. Así quedó el remís tras chocar y mandar a la banquina al otro auto.

Comentarios