Policiales
Martes 20 de Diciembre de 2016

Roban televisores, joyas, ropa, dinero y huyen en el auto de las víctimas

Un vecino del barrio Carlos Casado fue sorprendido la noche del domingo mientras guardaba el auto en la cochera de su casa por dos ladrones armados que lo encerraron con su mujer en una habitación para huir con en el auto de la víctima con dos televisores, una computadora, 4.000 pesos, joyas y varias valijas repletas de ropa.

Un vecino del barrio Carlos Casado fue sorprendido la noche del domingo mientras guardaba el auto en la cochera de su casa por dos ladrones armados que lo encerraron con su mujer en una habitación para huir con en el auto de la víctima con dos televisores, una computadora, 4.000 pesos, joyas y varias valijas repletas de ropa.

M enos de media hora después de la medianoche del domingo Roberto decidió guardar su Ford Focus blanco, modelo 2012, en la cochera de la casa ubicada en pasaje Hopkins al 2900. Es una tranquila pero transitada calle de apenas cuatro cuadras, que se bifurca en la avenida Carlos Casado y describe un semicírculo desde Francia al 3400 hasta Ovidio Lagos a la misma altura.

Lo concreto es que mientras el vecino habría el portón de la vivienda para entrar el vehículo que estaba sobre la vereda, dos hombres con armas de fuego aparecieron desde la oscuridad de una casa lindera, lo apuraron desde atrás sin que él los advirtiera y bajo amenazas de muerte lo obligaron a ingresar a la casa.

"Siempre salgo para abrir el portón pero ayer me quedé adentro. Yo estaba en la habitación. Cuando escuché voces extrañas accioné el botón del monitoreo de la alarma, pero la policía nunca vino", relató ayer a este diario con tranquilidad Silvia, la mujer de Roberto. La dueña de casa explicó que mientras uno de los maleantes mantenía reducidos a ella y a su marido en la habitación, el otro revisaba toda la casa en busca de objetos de valor.

"Nunca nos golpearon, pero nos amenazaron con frases como «quédense quietos que los voy a boletear»", recordó la víctima que vociferaba el encargado de custodiarlos.

Los ladrones actuaron a cara descubierta y se tomaron unos 15 minutos para seleccionar el botín "Se llevaron dos televisores de plasma, alrededor de 4.000 pesos, una computadora de escritorio, una alhajero y valijas con ropa. Cargaron todo en el auto se escaparon hacia al oeste" señaló Silvia.

El vehículo apareció abandonado a las pocas horas en la zona de Magallanes y Presidente Quintana, en jurisdicción de la seccional 18º. "Le robaron la rueda de auxilio, estaba chocado y le reventaron una de las cerraduras de las puertas", relató la mujer.

El vehículo no había sido reintegrado a su dueño hasta ayer a la tarde porque los peritos trabajan sobre los rastros que podrían conducir a los ladrones. En este sentido, no se descartaba que pudiera ser alguno de las presos evadidos en las últimas semanas de las comisarías 13ª y 16ª.

Áspero

Esa zona del barrio Carlos Casado no está al margen de los problemas de seguridad que afronta la ciudad. "El año pasado a mi marido le pusieron una pistola en la cabeza también en la vereda. Eran mujeres y hombres en moto que logramos espantar porque salimos a calle con una vecina", rememoró Silvia.

La vecina describió que es frecuente el deambular de patrulleros o el sonido de las detonaciones de armas de fuego. "La semana pasada un vecino que está armado espantó con tiros al aire a desconocidos que caminaban por los techos. La verdad que es cada vez más frecuente", agregó la vecina con cierta resignación.

Comentarios