Policiales
Lunes 17 de Julio de 2017

Obra pública como factor para reforzar la seguridad barrial

La licitación apunta a la impermeabilización de techos, arreglo de fachadas y mejoras en la estructura de 80 torres, entre otras reformas.

Contra lo que suele creerse, los homicidios en Rosario relacionados con una actividad ilícita, como puede ser el narcomenudeo o las disputas entre bandas, no son los más representantivos en el total de casos registrados. Los estudios cualitativos que empezaron a realizarse en 2014 en el Ministerio Público de la Acusación (MPA) de la provincia destacaron que la mayor preponderancia la tienen los conflictos entre personas con conocimiento previo, en contextos familiares o vecinales y en los cuales juega un factor decisivo la posesión de un arma de fuego.

Frente a este escenario cobra gran importancia una cuestión que a primera vista puede parecer de poca relevancia: el estado de la infraestructura y los servicios públicos en espacios urbanos donde residen muchos vecinos y que pueden ser un vector de disputas.

En el Dispositivo Multiagencial donde intervienen municipio, provincia y fiscales, lo que se busca es disminuir los homicidios en los barrios, atenuar la violencia interpersonal y producir estadística para definir las prioridades de intervención. Y allí surgen novedades curiosas.

En los Fonavi

Algunas inversiones barriales resueltas por el municipio tienen un enfoque de mejoramiento urbano pero también criminológico. Una de las inversiones previstas en el Plan Abre, dice Pablo Javkin, secretario General de la Municipalidad de Rosario, prevé el desembolso de 150 millones de pesos en el Fonavi de Barrio Moderno, ubicado en la zona de bulevar Seguí y Rouillón. La licitación apunta a la impermeabilización de techos, arreglo de fachadas y mejoras en la estructura de 80 torres. También se hará pintura y serán reacondicionadas las redes de agua potable y los desagües cloacales y pluviales. También habrá una iniciativa similar en las siete torres del Fonavi Latinoamérica de Ovidio Lagos al 2800.

"Al tomar contacto con el problema se aprende que a menudo una reacción vecinal por un problema de un desagüe puede llevar a un resultado lamentable", dice Javkin. "Hay casos en que una filtración de un piso a otro en un edificio precario dispara disputas graves porque el vecino de abajo siente que el de arriba lo perjudica. En este Fonavi tenemos problemas de muchas clases, pero intervenir con obra pública reduce el nivel de conflictividad. Como también lo pudimos ver en lugares donde se instala iluminación led, o se abren calles como en el Cordón Ayacucho, o se arregla la situación dominial escriturando departamentos, que definen quién es su dueño y así evitan disputas. No es una sola acción la que puede mejorar la convivencia sino varias de modo coordinado", indica.

En las reuniones del Dispositivo Multiagencial que se hacen en Gobernación todos los jueves se definen prioridades en obras públicas que, según el funcionario, repercuten en la seguridad. La semana pasada se inauguró en Fisheron el nuevo sistema de iluminación y senderos en la plaza Fausto Hernández, ubicada en Rodó y Chazarreta. El plan de mejoras incluye a 20 plazas de la ciudad que esperan habilitarse una cada jueves.

Comentarios