Policiales
Martes 08 de Agosto de 2017

Murió un hombre baleado en la nuca en supuesta venganza en zona sur

José Luis Schneider agonizó quince días con muerte cerebral en el Heca. El ataque estaría conectado con el crimen de Chabela Cantero

Quince días después del ataque en el que sufrió un disparo en la cabeza en barrio Las Flores, José Luis Schneider falleció el domingo a la noche en el Hospital Clemente Alvarez (Heca), donde se encontraba internado con un cuadro de muerte cerebral. Ese diagnóstico había llevado a una confusión inicial por la cual su caso fue informado como un homicidio pese a que aún se encontraba con vida. El crimen estaría relacionado con el de "Chabela" Cantero, hermana del preso como histórico jefe de Los Monos Máximo Ariel Cantero. La mujer de 56 años fue asesinada el 16 de junio pasado en un ataque al que fueron ligados integrantes de la familia Schneider y su muerte abrió una nueva saga de venganzas.

José Luis Schneider tenía 40 años y fue baleado la noche del sábado 22 de julio en la esquina de Guaria Morada y Petunia. El caso quedó rápidamente conectado con el crimen de Petrona Isabel "Chabela" Cantero, ocurrido un mes antes, porque una joven con su apellido conocida como "Pato" estuvo sospechada por esa muerte.

El hecho ocurrió a las 22.30 cuando Schneider recibio un balazo que le ingresó por la nuca, con orificio de salida por la frente. La mecánica, sin testigos, tuvo los rasgos de una ejecución a corta distancia. No se oyó una discusión previa ni el ruido de un motor. "Se escuchó un solo disparo y cuando salimos este hombre ya agonizaba tirado en el puentecito", dijeron a este diario dos vecinas que la mañana siguiente barrían la vereda junto a la zanja.

Tras un llamado de una vecina al 911, una ambulancia trasladó a Schneider hasta el Heca. Sufrió pérdida de masa encefálica y muerte cerebral —lesiones irreversibles en el cerebro—, un estado que llevó a una confusión inicial por la cual las autoridades anunciaron prematuramente su deceso. El hombre vivía a dos cuadras de donde cayó herido, en España al 7100, entre Belén y Estrella Federal.

Conectados

La investigación del caso quedó a cargo del fiscal de la Unidad de Homicidios Adrián Spelta, quien en una conferencia de prensa dijo no descartar que el ataque a Schneider se haya concretado para vengar el crimen de Chabela. La mecánica del ataque, con un único y selectivo disparo dirigido a la víctima en el mismo barrio, abonaba esa hipótesis.

La hermana de "ElViejo" Cantero fue asesinada el 16 de junio pasado en una balacera en Lirio y España. En el mismo episodio una nieta de 16 años de la mujer fue baleada en la cabeza —quedó internada grave en el Heca— y una hija fue gravemente golpeada.

Todo se originó pasado el mediodía cuando una mujer se arrojó sobre la moto en la que circulaban a paso de hombre Micaela Salcedo, de 23 años, y Juliana Maldonado, de 22. Tras empujarlas al pavimento y hacerlas caer se trenzaron en una pelea a la que rápidamente se sumaron Chabela Cantero y su nieta Luisana Cantero, de 16 años, quienes caminaban unos pasos adelante.

En un momento se escucharon varios disparos. Uno de ellos hirió a Chabela en el abdomen y otro perforó el cráneo de Luisana, quien quedó internada en Heca con asistencia respiratoria mecánica.

Pocas horas después fueron detenidos a partir de testigos María de los Angeles "Pato" Schneider, de 27 años, y también su pareja David Díaz, de 37 años, quienes residen a metros de la casa de Chabela. Según los investigadores las mujeres mantenían una vieja disputa. Sin embargo, antes de que fueran llevados a una audiencia imputativa la fiscal Georgina Pairola ordenó la libertad de la pareja, que sigue ligada a la causa.

"La detenida estaría vinculada al hecho pero no sería la autora material de los disparos", indicó en ese momento la funcionaria, quien ordenó la detención de dos jóvenes de Las Flores a los que varios testigos sindican como autores del ataque.

Luego ocurrieron las muertes que se investigan como presuntas represalias. El 11 de julio pasado Gustavo Díaz, de 40 años, un hermano de David en cuya casa precaria éste se había refugiado, fue asesinado cuando alguien introdujo una mano armada a través de una ventana y comenzó a disparar. Su hijo de 10 años resultó herido. Fue en su casa de Uriburu y Circunvalación, en villa Manuelita.

Comentarios