Banda de Los Monos
Sábado 16 de Septiembre de 2017

Monchi Cantero: "Hay una orden política y judicial de proteger al juez Vienna"

Lo dijo "Monchi Cantero" en una audiencia donde se evaluó una serie de pruebas pedida por su defensa para incorporar al juicio a Los Monos.

Cada vez que se sienta ante un estrado judicial, a Ramón "Monchi" Machuca le gusta hablar. Detenido como uno de los jefes de la banda de Los Monos, hace declaraciones largas y estridentes, en el tono de las entrevistas que concedió a la prensa estando prófugo o en prisión. Ayer no fue la excepción. Se sentó en el medio de sus dos abogados durante una audiencia en la que le reclamaron al camarista Daniel Acosta que autorice pruebas rechazadas de cara al juicio oral y público que se avecina contra la banda y por una serie de crímenes conexos. Tras el debate jurídico, de aristas ya conocidas, el juez le dio la palabra al acusado:

   —Me voy a explayar en el tema del circo romano —se aprestó Monchi mientras se acodaba erguido sobre la mesa. Sus defensores retrocedieron en sus asientos para cederle el dominio del micrófono.

   —Lo de «me voy a explayar» es relativo porque los argumentos jurídicos ya los expusieron sus abogados —lo frenó el juez—. Diga la sensación final que tiene de este debate.

   Entonces sí, aunque acotado, "Monchi" describió su "circo". Habló otra vez de la connivencia alegada por la defensa entre el juez instructor Juan Carlos Vienna y el manager de boxeo Luis Paz, padre del "Fantasma" Martín Paz, cuyo crimen disparó el seguimiento y la investigación a la banda del barrio Las Flores. Y dijo que "hay una orden política y judicial de proteger a Vienna". El juez lo invitó a denunciar lo que sepa. Y "Monchi" respondió que lo hará más adelante.

El pedido

Ese intercambio de palabras ocurrió sobre el final de una audiencia de apelación que gestionaron los abogados Carlos Edwards y Fausto Yrure. Los defensores pidieron que se acepte discutir en el juicio oral pruebas que habían sido rechazadas por otro juez. El mismo pleito se había generado en mayo pasado cuando solicitaron éstas y otras pruebas para el resto de los acusados de integrar la banda.

   La mayoría de esas evidencias (documentos, testimoniales, videos, reportes periodísticos) apuntan a revisar la conducta del juez Vienna y apuntalar la teoría de que no fue imparcial en la investigación. Entonces también intervino Acosta, quien concedió la mayoría de las pruebas pero se negó a otras.

   "Monchi" llegó más tarde que el resto de los implicados a la etapa de juicio porque estuvo tres años prófugo. Por eso, cuando se sumó, los abogados reiteraron el pedido de pruebas por él. Lo hicieron en las tres causas en las que está involucrado. La 913/12 por asociación ilícita en la cual está acusado de ser uno de los líderes; el crimen de la adolescente Lourdes Cantero, baleada en un tiroteo a su casa que habría ordenado Machuca; y la masacre donde murieron tres personas de las familias Alomar y César, que Machuca está acusado de instigar para vengar la muerte de su hermanastro, Claudio "Pájaro" Cantero.

   De todo lo que pidieron, hubo seis pruebas que el juez de Sentencia Julio Kesuani rechazó. Cuatro ya habían sido desestimadas para los otros acusados: la transmisión de las escuchas obtenidas en la causa por narcotráfico al dueño de la agencia de motos Ariel Gustavo Spadoni; la declaración en el juicio del mismo juez Vienna; los testimonios de la novia del juez y la pareja de Paz sobre viajes a veladas boxísticas en Estados Unidos; y los movimientos de tarjetas de crédito de ambos en esos paseos.

   A esa lista los abogados sumaron dos pedidos nuevos. Uno es la declaración de la ex jueza de Instrucción y actual candidata a diputada nacional Alejandra Rodenas, que trabajó la etapa final de las causas de Los Monos tras el corrimiento de Vienna. Quieren preguntarle sobre declaraciones realizadas el 26 de junio pasado, cuando ya en campaña política le dijo al diario Rosario/12 que "Monchi" fue atrapado en Buenos Aires y no en territorio santafesino porque "era un protegido".

   Por último quieren convocar al debate al gobernador Miguel Lifschitz para que se explaye sobre dichos al programa Animales Sueltos, donde dijo que en la provincia "no existen organizaciones delictivas de gran complejidad". La fiscal María Eugenia Iribarren se opuso a todo al considerar que la mayoría de las pruebas son "impertinentes" o excesivas. El juez resolverá dentro de unos días.

En primera persona

Al final, "Monchi" dijo lo suyo. "Yo creo que tendrían que tomar estas pruebas para poder defenderme. Si no, ¿qué clase de defensa me dejan ejercer? Haga de cuenta que voy al muere, sinceramente. Porque yo fui el que probó que Vienna y Paz tienen connivencia, conseguí el papel de Migraciones, encontré la foto (de ambos juntos en una velada de box) y el tema de la moto (que Paz hijo le habría cedido a Vienna). Yo también sé —se lo voy a decir, no para brindar un show— que Luis Paz brindó plata para una campaña política. Por eso está recibiendo amparo político. Y hay una orden judicial y política de que a Vienna lo protejan. Por eso no me quieren tomar las pruebas. No lo digo con nombre y apellido para no hacer un desastre".

   —¿Quiere formular una denuncia al respecto? Le preguntó el juez.

   —Llegado el momento lo voy a hacer público y con pruebas.


Comentarios