Policiales
Martes 14 de Marzo de 2017

Los Damario siguen en la mira por otro crimen

Mientras transita el juicio oral en su contra como presunto ejecutor del ex jefe de Los Monos Claudio "Pájaro" Cantero, Milton Damario no recibió buenas noticias ayer en otra causa que lo involucra.

Mientras transita el juicio oral en su contra como presunto ejecutor del ex jefe de Los Monos Claudio "Pájaro" Cantero, Milton Damario no recibió buenas noticias ayer en otra causa que lo involucra. El camarista Guillermo Llaudet Maza revocó el sobreseimiento que los favorecía a él y a su hermano José Iván por el crimen de Norberto Germán "Peligroso" Armanino, ocurrido en mayo de 2011 en barrio Tablada.

Si bien los hermanos Damario habían quedado desligados, el sobreseimiento fue apelado por los fiscales Luis Schiappa Pietra y Guillermo Corbella en septiembre pasado. Entonces pidieron revertirla para practicar una serie de medidas pendientes en la investigación que podrían modificar el avance de la causa.

A las 12.30 de ayer el juez dio a conocer su veredicto. Para asistir a la sala donde se dio a conocer su decisión la abogada de Milton Damario, Hilda Knaeblein, debió pedir un cuarto intermedio en el juicio por la muerte de Pájaro.

Ante los dos acusados, el juez indicó que si bien el trámite de la causa fue desprolijo y tuvo "dilaciones difíciles de explicar", existen medidas pendientes como "un pedido de informes sobre elementos a cotejar con otras causas" que involucran a Damario. Por eso rechazó los sobreseimientos y dio a la acusación un plazo de 120 días hábiles para realizarlas.

Se trata de pericias pedidas un año atrás aún no iniciadas. Se busca comparar las vainas recuperadas en la escena del crimen —cuatro balas 9 mm y seis calibre 40, además de tres extraídos del cuerpo— con material balístico de otras causas.

El crimen del "Peligroso" Armanino, reconocido ex barra de Central de 38 años vinculado a varias causas penales, ocurrió en Uriburu e Hipócrates, el barrio de los Damario, el 11 de mayo de 2011. Cuatro hombres bajaron de un auto bordó para acribillarlo a corta distancia cuando él iba en una moto. Uno de los varios tiros que recibió le perforó el cráneo de arriba hacia abajo.

Citado por el caso, Milton admitió que conocía a Armanino del barrio pero dijo que nunca estuvo enemistado con él. Sin pruebas de peso, la investigación desembocó en una falta de mérito dispuesta en marzo de 2014 por la jueza Mónica Lamperti. El año pasado los Damario fueron sobreseídos y la Fiscalía apeló, teniendo en cuenta que la mujer de la víctima los había mencionado. La causa sigue abierta.

Comentarios