Policiales
Martes 05 de Septiembre de 2017

Guille Cantero y Ema Chamorro piden ir al pabellón evangélico

Ambos miembros de Los Monos están alojados en un sector aislado de la cárcel de Coronda, donde denunciaron malas condiciones de detención

presos. Cantero y Chamorro están en Coronda desde noviembre pasado.

Ariel "Guille" Cantero, preso como jefe de Los Monos, y el detenido como miembro de la banda Jorge Emanuel "Ema" Chamorro pidieron ayer ser trasladados de las celdas individuales que ocupan en un sector aislado de la cárcel de Coronda a un pabellón evangélico de la penitenciaría. Lo hicieron durante una audiencia de hábeas corpus ante el juez de Sentencia Julio Kesuani, quien en 48 horas resolverá si hace lugar al reclamo o lo rechaza.

La audiencia se celebró a puertas cerradas en una sala custodiada por dos agentes pertrechados con armas largas. Fue luego de un ruidoso operativo de traslado que, cerca de las 9, incluyó un corte de calle en Moreno y Pellegrini. Allí confluyeron agentes penitenciarios y de la Tropa de Operaciones Especiales (TOE) que vigilaron la llegada a Tribunales del furgón con los dos presos de alto perfil.

Deficiencias edilicias

Cantero y Chamorro habían presentado el viernes a través de su abogado un recurso de hábeas corpus ante Kesuani, el juez que tramita el pasaje al juicio oral de la causa 913/12 por asociación ilícita junto a expedientes conexos por homicidios.

En el escrito, los presos advirtieron sobre deficiencias edilicias en el sector que ocupan en la cárcel de Coronda como baños tapados y cables expuestos. Cantero y Chamorro se encuentran alojados allí en celdas individuales junto a un tercer detenido.

Luego de la presentación el juzgado le dio intervención al Servicio Penitenciario provincial (SP), que en el transcurso del fin de semana solucionó algunas falencias.

Nuevo reclamo

En ese marco, ayer se celebró la audiencia donde ambos internos explicaron sobre sus condiciones de arresto. Al petitorio inicial le agregaron el reclamo de ser trasladados a un pabellón con el resto de la población. Según una fuente judicial, mencionaron su interés de ser alojados en un sector evangélico.

En la audiencia estuvo presente el fiscal Gonzalo Fernández Bussy. No fueron convocadas autoridades del SP. En ese marco, además, Chamorro pidió que se amplíen los controles médicos por la herida que sufrió al ser apuñalado en el corazón por otros internos mientras estuvo detenido en la cárcel federal Nº 9 de Neuquén en el marco de la causa por narcotráfico que surgió del operativo conocido como "Los Patrones".

Cantero y Chamorro están e Coronda desde noviembre del año pasado, cuando lograron ser trasladados a ese penal luego de pasar diez meses alojados en la cárcel federal de Neuquén. Los traslados fueron avalados por el juez provincial Edgardo Fertitta y su par federal Marcelo Bailaque. En ese momento se indicó que ambos compartirían una celda especial sin contacto con el resto de la población.

Comentarios