Policiales
Miércoles 05 de Julio de 2017

Desbaratan dos bandas dedicadas a golpes en comercios y entraderas

Hubo 14 detenidos. Los grupos tienen al menos 20 miembros compartiendo datos, comunicaciones y vehículos. Actuaron en ocho hechos probados

En un operativo realizado ayer en la madrugada que incluyó 35 allanamientos en Rosario, Villa Gobernador Gálvez y San Nicolás se dieron por desarticulados, según plantearon desde el Ministerio Público de la Acusación (MPA), dos violentas bandas que realizaban robos a comercios y entraderas. La investigación demandó tres meses y las bandas detectadas y de las que se detuvo a varios de sus integrantes son por un lado la de "Lichy" Romero, y por otro la del "Chino Luis". El operativo lo concretaron la Policía de Investigaciones (PDI) y Tropa de Operaciones Especiales (TOE) de la provincia a las que se sumaron fuerzas de Gendarmería.

La banda de "Lichy" tiene como epicentro el barrio Municipal de Nuevo Alberdi. "Lichy" está tras las rejas luego de ser reconocido como el autor de una entradera en Empalme Graneros el pasado 18 de junio, Día del Padre. En tanto, la banda del "Chino Luis" está afincada en la zona sur de Rosario, Villa Gobernador Gálvez y San Nicolás.

"En relación a estas dos bandas, en un 90 o 95 por ciento, quedaron desarticuladas con las detenciones que se produjeron", dijo la fiscal Valeria Haurigot. Hubo 14 detenidos, entre los que se destacan la madre y el hermano mayor de "Lichy".

"Las bandas se relacionaban intercambiando datos, dando una determinada logística, aportando autos, comunicaciones, etcétera", indicó por su parte la otra fiscal que intervino en la investigación, Cecilia Brindisi.

Estas dos gavillas delictivas están bajo sospecha de la autoría de al menos "ocho hechos en tres meses de investigación" entre los que se destacan dos por su impacto mediático: los robos a la distribuidora de galletitas Tyna, cuando el 27 de marzo pasado se llevaron un millón de pesos, y al comercio de insumos eléctricos Electricidad Centro, el 2 de mayo. En esta ocasión sustrajeron unos 250 mil pesos.

Fuentes consultadas indicaron que entre los ocho casos investigados los mencionados serían los más resonantes, pero no los más imortantes en lo que hace al botín. "Esta investigación se orientó a partir del golpe a la distribuidora Tyna como uno de los casos y luego se fueron sumando otros hechos delictivos. Así pudimos armar un mapa de cómo operan estas bandas y estas pruebas son las que va a llevar la Fiscalía a conocimiento de los jueces", consignó un oficial. Y agregó: "Estamos hablando de golpes que tienen logística en cuanto a intercambio de automóviles en el desarrollo del hecho, uso de armas, máscaras, uniformes policiales y empresas de diferente tipo para dar una apariencia de legitimidad a la presencia de ciertas personas en lugares clave, para que aportaran información", abundó.

Los resultados

Ayer sobre el mediodía, en el área operativa de la PDI, fueron expuestos a la prensa los resultados de los 35 allanamientos realizados por una totalidad de 250 efectivos de la PDI, la TOE y el apoyo de Gendarmería. Se iniciaron a las 4 de la mañana en zona norte —Nuevo Alberdi, Empalme Granero, Cristalería—; zona sur (barrio Acindar, Las Flores) y Villa Gobernador Gálvez; zona oeste: barrio Fisherton, Belgrano, Godoy; y la ciudad San Nicolás.

Con la presencia del Ministro de Seguridad de la provincia Maximiliano Pullaro; el jefe de la PDI, Daniel Corbellini; el director provincial de Investigación Criminal, Darío Chávez; la responsable de la Agencia de Investigaciones sobre Trata de Personas, Mónica Viviani y las fiscales a cargo de la pesquisa Haurigot y Brindisi. "Son bandas muy importantes que cometieron robos violentos y entraderas. Hay elementos suficientes para llevarlos a audiencias imputativas", aseguró Pullaro.

A un costado estaban las motos secuestradas —una Honda Tornado y una Yamaha FZ—; prendas similares a las de uso policial, y lo que en la calle se reconoce como "chapa" (insignia); camisas de la empresa OCA; dos máscaras, entre otros elementos entre los que había herramientas de corte. También fueron incautados cinco autos de alta valor: dos BMW, dos Citroën C4 y un Mini Cooper. Las fiscales dejaron claro que se trató de una investigación compleja que incluyó escuchas telefónicas, cruzamientos de datos, análisis de cámaras de seguridad y videovigilancia del 911 y GUM, entre otros elementos.

Entre los detenidos sobresalieron presuntos integrantes de la banda de "Lichy Romero" como Mónica y Gastón, madre y hermano mayor de "Lichy", y Jorge W. uno de sus amigos más cercanos. Una vecina del barrio dijo a LaCapital: "La caída de los Romero debe ser el principio del fin en un barrio que lo que más necesita y anhela es tranquilidad".

El "Chino"

Por el lado de la banda del "Chino Luis" fueron detenidos tres hombres sindicados como sus referentes: José Luis Ch. (de San Nicolás), Abel F. quien cursaba un arresto domiciliario y Juan Carlos R., con pedido de captura por otras causas. Además fueron detenidos Luis Miguel C., a quien se lo buscó en tres domicilios; Marcelo F., al que le allanaron dos domicilios; Jorge Alberto M., buscado en tres viviendas; Ignacio Hernán T.; Daniel Ceferino C.; Juan Carlos G.; y Pablo Emanuel C..

"Esta es una investigación que viene desde hace unos tres meses por el cual se han cometido al menos ocho hechos, no descartándose otros más. Es una banda que actúa con al menos 20 personas, con una gran logística, intercambio de datos y gente que aporta información", indicó la fiscal Brindisi. "Todos los detenidos tienen antecedentes, pedidos de capturas, algunos por homicidio. Hay otros que está prófugos", aseveró.

Haurigot indicó que la investigación se concentró en la manera en que las bandas lavaban la plata mal habida. "La investigación tuvo en cuenta la logística, la organización y la realización del golpe, pero también lo que sucede con los activos que se logran a partir de la comisión de estos delitos, que son redituables. Buscamos junto a Afip saber cómo reingresaba ese dinero al circuito legal".

Para ello cruzaron datos con Afip y el perfil patrimonial de los acusados. Las fiscales analizarán las imputaciones que les formularán a los 14 detenidos ayer y a "Lichy" Romero, de quien se presume fue uno de los delincuentes que ingresó a la distribuidora Tyna a plomo y fuego. La audiencia imputativa en Tribunales será mañana.

evidencia. Máscaras, armas y ropa policial usada en los golpes, elementos recogidos en 35 allanamientos.

Comentarios