Ovación
Viernes 07 de Octubre de 2016

Pinola confesó que le "encantaría ir al clásico, al menos en el banco"

El defensor canalla se ilusiona con volver a las canchas "lo antes posible". Dijo que "es un deseo", pero que "todo es factible"

Unas pocas palabras que dicen mucho. Apenas diez para de alguna manera patear el tablero. Para bien, claro. "Me encantaría ir al clásico, al menos en el banco", fue la frase de Javier Pinola, quien mencionó que se trata de "un deseo", pero que "todo es posible". De esta forma el defensor comenzó a ponerse plazos serios para su vuelta después de lo que fue la fractura de tibia derecha que sufrió en el partido de ida por los cuartos de final de la Copa Libertadores, frente a Atlético Nacional de Medellín. Y la cosa parece ya entrar en la cuenta regresiva, amén de que todo dependerá del seguimiento que se le hace a diario.

"Quiero volver lo antes posible, pero es muy difícil decirlo. Tenía pensado perderme no más de tres o cuatro fechas y ya pasaron cinco y acá estoy, sin jugar. Me encantaría ir al clásico, al menos en el banco, pero hay que ir día por día y viendo cómo me siento", sentenció el zaguero.

¿Cuál es la realidad hoy de Pinola? Desde hace unos días comenzó a meterse con el grupo, pero para ciertas tareas. De otras no participa. Pero la idea del defensor, y también del cuerpo técnico y médico, es que se sume de manera definitiva a sus compañeros. Desde ese momento habrá un seguimiento mucho más certero de cómo responde a ciertas exigencias. Si todo marcha por los carriles normales, su retorno a las canchas se acortará. En caso contrario deberá esperar algún tiempo más. De igual forma, hay un estudio permanente que se le realiza, con estudios por imágenes (cada tres semanas), que son los que van marcando también los parámetros de la rehabilitación.

Ahora, ¿lo de poder estar en el clásico es parte del deseo o un objetivo planteado? "Es un deseo y todo es posible. Hay que ver cómo respondo porque la semana que viene ya quisiera trabajar al ciento por ciento y todo el tiempo con el plantel. Hoy estoy trabajando en algunas cosas para ir agarrando más confianza y en otras voy con otros chicos de inferiores. Todo eso puede venir muy rápido. Si yo me siento bien y el cuerpo técnico me ve bien puede ser. Obviamente que voy a ser sincero y tendré que estar muy seguro y con la capacidad física para estar porque estando en el banco puede pasar cualquier imprevisto y uno tiene que estar preparado para 90 minutos o más. Lo vamos a ir viendo día a día", esgrimió el ex Nüremberg.

El peso de la frase está justamente en el partido al que Pinola le apuntó. Pero la vuelta en sí es todo un tema. Es más, en el medio está el partido por Copa Argentina contra Boca, por el que se le preguntó y que, por supuesto, figura en su radar. "Eso estará en la opinión del técnico, pero siendo un poco egoísta sería bárbaro si el partido se atrasa un poco más", advirtió Pinola en relación a la posibilidad de que ese encuentro se lleve a cabo, como todo parece indicar, el 2 de noviembre (ver página 10).

—Por las cosas que decís pareciera que está más

cerca la vuelta de lo

que se esperaba.

—Puede ser. Cuando ocurrió la lesión, el médico (Marcos Diez) dijo que era entre cuatro y seis meses la recuperación y la semana que viene voy a cumplir cinco meses, o sea que estamos dentro de los parámetros. Sé que cada día el camino se va achicando y si sigo respondiendo día a día y noto una diferencia positiva con respecto al día anterior voy a seguir trabajando para estar lo más rápido posible.

La reserva canalla rescató un punto frente a Rafaela

Central empató 1 a 1 ante Atlético de Rafaela en reserva. Y a juzgar por las contingencias del juego, el punto fue bueno para el equipo de Leonardo Fernández, ya que llegó a la igualdad en los últimos minutos con un gol en contra del arquero local, después de jugar más de 35' con uno menos, por expulsión de Renzo Alfani.

Angelo Martino abrió la cuenta para La Crema a los 3'. Rodrigo Migone erró un penal a los 43' (el remate dio en el palo). A los 15' del complemento Alfani vio la roja, lo que le complicó las cosas al equipo auriazul, que igual contó con algunas chances propicias para convertir. El tanto del empate llegó a cinco del final.

Central formó con: Miño; Gómez, Alfani, Heredia y Recalde: Banega, Ojeda (79' Lovera) y Pereyra (65' Palavecino), Rivas (65' Mansilla); Coscia y Migone. En el banco quedaron: Alastra, Giménez, Becker y Reinoso.

El equipo de Leo Fernández tiene pendiente todavía el choque ante Arsenal.

Comentarios