Cámara de Diputados
Sábado 12 de Noviembre de 2016

Pinedo se quejó porque por la inflación no le alcanza la dieta de 83 mil pesos

Dijo que el aumento que se dieron los legisladores no es del 47 por ciento sino del 18 por ciento por Ganancias y que le es "difícil" llegar a fin de mes.

El presidente provisional del Senado, Federico Pinedo (PRO), dijo ayer que gana un sueldo de "83 mil pesos" y se quejó porque "con una inflación del 35 por ciento es difícil". Además, negó que el aumento de las dietas haya sido del 47 por ciento.

"Gano igual que todos los senadores, 83 mil pesos. Eso es una suma de conceptos. Con una inflación del 35 por ciento, es difícil", afirmó Pinedo al justificar el aumento de las dietas que perciben los legisladores nacionales, las cuales incluyen gastos de representación y pasajes aéreos.

Al respecto, precisó que "el aumento de las dietas y de los gastos, o sea, el aumento total, es del 18 por ciento en los ingresos de bolsillo, con una inflación del 35 por ciento".

"Se dijo que había aumentado el 47 por ciento (la dieta) y la verdad es que aumentó 18 por ciento en el bolsillo, porque todo se lo lleva el impuesto a las Ganancias", lamentó el senador.

El aumento de las dietas de los legisladores nacionales a partir del incremento en los gastos de representación y en los pasajes generó una polémica que llevó al presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, a retrotraer la medida, lo que no pasó en Senadores.

Precisamente ayer la presidencia de Diputados dio a conocer la resolución por la cual se formalizó la suspensión del aumento de conceptos adicionales a los salarios de los legisladores, mientras que en el Senado siguen vigentes los aumentos dispuestos en una resolución conjunta de ambas Cámaras y que tuvo una adversa reacción pública.

La resolución que oficializa en Diputados la decisión de retrotraer el aumento lleva las firmas de Monzó y de la secretaria administrativa del cuerpo, Florencia Romano.

En el Senado, los presidentes de bloque esperan la convocatoria de la vicepresidenta, Gabriela Michetti, para rediscutir el aumento de las dietas, pero desde el propio macrismo ya calificaron como "un papelón" que la titular de la Cámara no haya adoptado una posición similar a la de Diputados luego de que el presidente Mauricio Macri exhortara a los legisladores a "no pasarse de largo" con los incrementos.

En la resolución difundida por las autoridades de Diputados se indica que "la modificación de los montos de la compensación por gastos de representación de los legisladores nacionales y por concepto de dedicación funcional de las autoridades superiores de esta Cámara" queda sin efecto porque "se ha evidenciado la necesidad de suspender" la actualización.

El aumento de los gastos de representación, de 10 mil a 20 mil pesos abultaría el salario de bolsillo de los diputados que ya había sumado el 31 por ciento de aumento este año en sintonía con la paritaria de los empleados legislativos.

La resolución no menciona la actualización del valor de los pasajes aéreos y terrestres, que también fueron actualizados, englobados en el concepto "desarraigo".

Comentarios