Policiales
Viernes 28 de Octubre de 2016

Pidieron prisión perpetua para 7 policías por matar a un joven en una persecución

Los fiscales que investigan la muerte de Leonel Iván Mafud, en 2014, solicitaron penas por otros delitos para otros ocho efectivos .

El crimen de Leonel Iván Mafud, que se investiga como un caso de gatillo fácil, quedó a un paso del juicio oral y público. En una larga audiencia sin público, la Fiscalía pidió ayer la pena de prisión perpetua para siete policías acusados de disparar hacia el auto en que iba la víctima "abusando de su función policial". Los fiscales de Homicidios Adrián Spelta y Miguel Moreno también solicitaron penas de 8 años de cárcel para otros seis efectivos imputados por falsear el acta y hacer constar un falso enfrentamiento, y por robar 3 mil pesos y una sillita de bebé del vehículo, que quedó en una zanja, en un camino de Roldán, con el conductor acribillado a tiros. Para quienes eran los jefes del Comando Radioeléctrico, en tanto, los encargados de la acusación reclamaron una condena de 10 años por avalar el encubrimiento desde su jerarquía.

El pedido de penas se presentó en la audiencia preliminar al juicio oral y público donde se discutirá el homicidio de Mafud. En esta instancia las partes debatieron el encuadre penal que pretenden para el caso y las pruebas que se discutirán en el juicio. La mayoría de los defensores de los 15 efectivos acusados pidieron su sobreseimiento y, respecto de los siete que están presos, discutieron la medida de prisión preventiva que pesa sobre ellos. En los próximos días la jueza Mónica Lamperti, a cargo del debate, se pronunciará acerca de esas controversias en un escrito que sentará las bases del debate oral por el caso.

Gatillo fácil. Mafud tenía 26 años y cuatro hijos. Fue acribillado con ocho balazos por policías la madrugada del 8 de septiembre de 2014 cuando conducía un Fiat Marea bordó sin patente trasera. Según la Fiscalía, el móvil 4449 del Comando Radioeléctrico en el que iban los policías Oscar Jáuregui y Eva Monzón comenzó a seguirlo desde Ovidio Lagos al 4500 de manera "frenética" hasta Roldán.

Recién tras recorrer más de dos kilómetros, en el cruce de Avellaneda y Uriburu, el móvil reportó la persecución. Cuando el Fiat Marea circulaba por el kilómetro 47,5 de la ruta A-012, se sumó una chata de Seguridad Vial desde la cual partieron los primeros disparos que impactaron en las piernas de la víctima. Enseguida se sumaron otros móviles y, en una segunda secuencia de disparos, otros cinco policías le tiraron al auto. El acta policial dijo que fue un enfrentamiento. Relató que en el auto iban dos acompañantes que, luego del tiroteo, lograron escapar. Pero se comprobó que este dato era falso, que Mafud iba solo y no efectuó un solo tiro.

Al presentar su encuadre penal la Fiscalía realizó retoques sobre lo sostenido en un primer momento. Concretamente, adecuó las figuras penales a lo que recomendado por la camarista Carina Lurati en mayo, cuando revisó el caso y dejó en libertad a quienes no dispararon.

Así, los fiscales solicitaron la pena de prisión perpetua para los policías Gabriel Sguazzini, Oscar Jáuregui, Alejandro Gómez, Gerardo Amarilla, Matías Maidana, Alfredo Correa y Walter Machuca. Los acusan de un homicidio calificado por el abuso de su función policial. Esta figura fue criticada por las defensas con distintos argumentos: plantearon que les aplican ese agravante "solo por ser personal policial pero sin demostrar que hubo dolo de abusar", que los efectivos actuaron "en cumplimiento del deber", que lo hicieron en "legítima defensa" o que pudieron incurrir en "un error" al creer que Mafud estaba disparando.

Además el hurto. Para los siete agentes acusados de disparar y para un segundo grupo de policías los fiscales pidieron 8 años de cárcel como coautores del hurto calamitoso de una sillita de bebé y 3 mil pesos que había en la guantera del auto, falsedad ideológica, incumplimiento de los deberes y encubrimiento agravado por la gravedad del delito y por tratarse de empleados de una fuerza de seguridad. Se trata de Eva Monzón, Diego Franco, Jonathan Sánchez, Leonardo Malisani, Víctor Vélez y Ayelén Bustamante. Todos están en libertad.

Respecto de Fabián Díaz y Norberto Fabián Dilda (procesado por cohecho en la causa de Los Monos), quienes eran jefe y subjefe del Comando , los fiscales pidieron 10 años de prisión por esos mismos delitos. El mayor reproche se debe a su "condición jerárquica", lo que "hace exigible en mayor medida un comportamiento conforme a derecho". Los fiscales dijeron que el monto de las penas se justifica por ser policías encargados de brindar seguridad, a quienes el Estado les confió sus bienes y que en cambio "mataron a un ser humano".

A su turno, los querellantes Ignacio González y María Florencia Suárez (en nombre de la viuda y los hijos de la víctima) pidieron perpetua para el primer grupo de policías, 14 años para el segundo grupo y 16 años para los jefes.

Cuestionamientos. Otro aspecto que cuestionaron los defensores es la imputación "genérica" por la sustracción de cosas del interior del auto: "Les imputan a 15 personas un hurto calamitoso de dos cosas". Objetaron por "exorbitantes y desproporcionados" los montos de pena pedidos por la querella y atacaron la teoría del caso de la Fiscalía: "Están todos por todo. No se sabe qué hizo cada uno. La Fiscalía no tiene un caso para llegar a sentencia".

"En tiempos de paz, ningún Estado debe reclamar la muerte de alguien en cumplimiento del deber", replicó el fiscal Moreno, para quien todos los policías participaron del falseamiento porque todos participaron de algún tramo de la secuencia. Además señaló que "bastaba que uno solo se opusiera" a sustraer la sillita o a insertar datos falsos para que esos delitos no ocurrieran.

E insistió con agravar la acusación de homicidio a los policías que dispararon: "Si no se defendieron, no cumplieron un deber. Si no actuaron para impedir un hecho grave e inminente, abusaron de su función. Todos sabían que desde el auto de Mafud nadie disparaba. Eran conscientes de que abusaban de sus funciones y lo hicieron".

El trámite se reanudará el martes, cuando se tratara el ofrecimiento de pruebas que ayer no se llegó hacer en la extensa audiencia.

Comentarios