Edición Impresa
Jueves 20 de Diciembre de 2007

Pegó el faltazo

El procurador de la Corte, Agustín Bassó, reunió a todos los fiscales de la ciudad para pedirles que se pongan a trabajar en la gran cantidad de causas penales que se acumulan en los Tribunales.

El procurador de la Corte, Agustín Bassó, reunió a todos los fiscales de la ciudad para pedirles que se pongan a trabajar en la gran cantidad de causas penales que se acumulan en los Tribunales. Sólo uno de ellos faltó a la cita. Parece que en lugar de asistir a la convocatoria, el hombre pidió una audiencia privada. Lo que nadie sabe es por qué lo hizo, aunque en la manzana judicial circulan varias teorías al respecto.

 

Que lo cuenten

El grupo de abogados había ido a Buenos Aires a participar de un seminario dictado por un ilustre jurista alemán. Allí se encontraron con un ministro de la Corte Suprema de Justicia de Santa Fe, que luego de la clase del teutón los invitó a la casa de su colega y amigo Eugenio Zaffaroni, también ministro de la Corte, pero de la Nación. Hacia allí marchó el grupo luego de hacer una escala en la embajada de Alemania. Dicen que en ambos sitios hubo buen champán y sabrosas anécdotas que Ωeso síΩ nadie repite. Discretos.

Comentarios