La ciudad
Viernes 13 de Mayo de 2016

Padres de alumnos del Superior y el Poli harán un abrazo simbólico a esos colegios el lunes

Será para exteriorizar su preocupación por la pérdida de clases. Además, hoy se reunirán con la defensora de Niños y Adolescentes.

Tironeados entre el respaldo al "justo reclamo docente" y el "derecho constitucional" de sus hijos a recibir enseñanza, los padres de los alumnos del Politécnico y el Superior de Comercio decidieron abrazar ambos colegios que dependen de la Universidad Nacional de Rosario (UNR) si continúa el paro. La convocatoria es para el lunes próximo a las 7.30, con la presencia de los propios chicos y sus familias.

En paralelo, también se reunirán hoy con la defensora provincial de Niñas, Niños y Adolescentes, Analía Colombo, y la semana próxima le llevarán una carta al diputado nacional Mario Barletta, integrante de la comisión de Educación de la Cámara baja. Básicamente el planteo, que intentarán acercar además a la Conadu para pedir que considere la situación específica de las escuelas universitarias (ver aparte), es que la huelga suma ya 18 días y deja como "rehenes" a sus hijos, "vulnerando" su derecho a aprender.

Para marcarse esa agenda, unos 40 padres de los dos colegios se reunieron anteanoche en la una librería de la peatonal Córdoba 862 y debatieron acerca de cómo podrían canalizar su preocupación por la pérdida de clases que vienen sufriendo sus hijos sin desconocer la justicia de la lucha docente.

"Fuimos tirando ideas", contó ayer uno de los papás del Politécnico y virtual vocero del grupo, Armando Mujica, quien lamentó que a la convocatoria no se hayan sumado aún los padres de los alumnos de la Agrotécnica de Casilda, el tercer colegio de la UNR, porque "en ese caso, encima, muchas familias tienen a sus hijos pagando un alquiler".

Los padres son conscientes de que este conflicto entre los docentes universitarios y el gobierno de Mauricio Macri pinta un "panorama muy distinto al del 2014", ya que esta vez el gremio que nuclea a los profesores de la UNR, Coad, así como la federación a nivel nacional, Conadu, y el propio Rectorado local, "están todos unidos".

Por eso, dijo Mujica, también los padres "entienden que es "justo el reclamo docente" y que la "propuesta del gobierno hasta ahora ha sido irrisoria a la luz de lo obtenido por otros gremios".

Pero ocurre que, aun así, las familias sienten que sus hijos son los más perjudicados y creen que las medidas de lucha docente requerirían "adoptar una modalidad distinta" en lo que hace a las escuelas universitarias, donde "aprenden chicos de 12 a 18 años".

"Porque perder la gimnasia del estudio y el contacto con la escuela se convierte en un drama", sintetizó el hombre, para insistir con que la experiencia del 2014 ya les "dejó claro que los contenidos educativos no se recuperan, sino que se recortan".

En paralelo. Con esas preocupaciones en mente, los padres resolvieron avanzar simultáneamente en tres frentes.

El primero, siempre que el paro se prolongue, apuntará a dar visibilidad a las comunidades educativas y por eso convocaron a "todos los alumnos y sus padres para que el lunes, a las 7.30, si no hay clases igual se acerquen a los colegios. "Queremos abrazar a las escuelas entre todos", explicó Mujica.

El segundo ámbito donde buscarán herramientas para afrontar la situación será en la Defensoría de Niñas, Niños y Adolescentes de Santa Fe, a cuya sede local (Italia 321) concurrirán hoy, a las 11, para entrevistarse con Colombo. "A ella queremos pedirle que nos ayude para que se respete el derecho constitucional a recibir educación pública", dijo.

El tercero será a través de Barletta, a quien alcanzarán un documento donde afirman que el "conflicto entre los docentes y el Estado nacional deja como rehenes" a sus hijos, quienes según "tratados internacionales de derechos humanos" y la Carta Magna argentina "tienen un derecho vulnerado: a la educación, el derecho a aprender".

Comentarios