Ovación
Jueves 09 de Marzo de 2017

Un sismómetro detectó pequeños temblores con cada gol de Barcelona

Apenas si alcanzaron la magnitud 1 en la escala Richter pero sirven para graficar la intensidad del aprtido con el PSG. Por supuesto, el pico máximo se dio en el 6 a 1.

El sismómetro del Instituto de Ciencias de la Tierra Jaume Almera (ICTJA-CSIC) está ubicado en Barcelona y es capaz de registrar un terremoto en el otro extremo del planeta Tierra. Pero, dada la proximidad, los científicos que allí trabajan decidieron darle un vistazo a las gráficas durante el partido más electrizante de los últimos tiempos, el 6-1 del Barça sobre el Paris Saint-Germain. ¿El resultado? Una señal de apenas algo parecido a una magnitud de 1 en la escala Richter en cada gol del conjunto catalán, mucho más pronunciada en el sexto tanto culé, que en los últimos instantes definió el pase a cuartos de la Champions League.
Jordi Díaz detalló que el festejo de los hinchas del Barça en cada gol hizo vibrar el suelo y el sismógrafo captó los seísmos, aunque las vibraciones fuesen prácticamente imperceptibles para las personas.
Los datos obtenidos durante el partido muestran los dibujos de un sismograma con cada pequeño terremoto. "Cada uno de los seis goles se puede identificar por incrementos súbitos y de corta duración en la amplitud de la señal sísmica. Estos aumentos de amplitud se deben al movimiento coordinado del público al celebrar los goles. La vibración generada, se transmite como una onda sísmica, que es lo que registra nuestro instrumento", dijo Díaz.
Embed

En comparación con otros partidos de Lionel Messi y compañía, Díaz (hincha del conjunto catalán, por supuesto) señaló que "la amplitud durante la celebración del primer gol es similar a la registrada habitualmente en los partidos del Barça. Tanto el segundo como el tercer gol presentan una amplitud ligeramente mayor de lo normal".
Mientras el 4-1, después del descuento del PSG, resulta difícil de identificar en el registro ("parece ser que la gente no lo celebró demasiado dando por hecho que la clasificación era difícil", dijo el científico), en el 5-1 "se puede ver que la celebración fue ya mayor. La apoteosis final llega con el sexto y último tanto. En este momento se produjo la mayor vibración de este tipo registrada hasta ahora por el sismómetro del ICTJA-CSIC".
El sismólogo ha elaborado también un espectrograma que muestra cómo se distribuye la energía sísmica entre las diversas frecuencias captadas por el sismómetro.

Comentarios