Paolo Montero
Sábado 16 de Septiembre de 2017

Máxima obligación

Paolo Montero sabe muy bien dónde está parado. A eso hay que sumarle que no anda con gato encerrado a la hora de brindar una declaración.

Paolo Montero sabe muy bien dónde está parado. A eso hay que sumarle que no anda con gato encerrado a la hora de brindar una declaración. El entrenador canalla fue tajante a la hora de referirse lo que representará enfrentar pasado mañana a Temperley. "Cuando no lográs los puntos en casa, después sabés que tenés que sumar de visitante", expresó en clara referencia a que el equipo tiene la necesidad imperiosa de volverse con un triunfo tras su visita ante el Gasolero.

"Temperley se hace fuerte en su cancha. Pero iremos allá con la misma mentalidad como lo hicimos con Riestra. Nos adaptaremos a la cancha y al rival porque ellos intentan jugar y eso nos favorece", acotó un seguro técnico auriazul.

También reconoció que "lo de Camacho nos cambió todo porque iba a ser el mismo equipo que contra San Lorenzo (ver página 7)". Luego coincidió con Ruben sobre el bajo nivel que acusa el equipo y el propio delantero y capitán.

"No noté disconformismo en el estadio, pero sí en la calle. Hasta en el almacén me dicen que tenemos que mejorar. Es una realidad, hay que seguir mejorando. Pero si el capitán reconoció además en qué posición está, es un mensaje para los demás también. Un mensaje importante para todos", abundó Paolo, quien a su vez deslizó que "a Marco le falta un 20 o 30 por ciento más, pero por suerte viene mejorando".

Comentarios