Central
Viernes 07 de Abril de 2017

Marco Ruben, otra vez afuera del equipo de Paolo Montero

Si bien está concentrado junto a sus compañeros, el técnico lo dejó al margen de los titulares otra vez

Marco Ruben volverá a ser baja en Central. El capitán y uno de los máximos referentes del plantel canalla no estará en el equipo titular, tal como ocurrió el pasado fin de semana en Junín, con la salvedad de que fue incluido en la lista de concentrados. Al menos es lo que dejó la práctica de ayer, en la que estuvo fuera de los once.

El delantero está atravesando un momento complicado en lo personal con la agresión que sufrió su abuelo en medio de un asalto sufriendo heridas y por las cuales debió ser intervenido quirúrgicamente.

En el entrenamiento del miércoles Ruben llegó algunos minutos tarde y no pudo participar del ensayo futbolístico, lo que obligó al entrenador Paolo Montero a buscar una alternativa, ya que lo contaba como seguro teniendo en cuenta que el lunes y martes había entrenado sin inconvenientes.

"Dependemos mucho de la situación de Marco, si podrá estar entre los 11 o entre los 18. Vamos a esperar a mañana (hoy) el informe sobre su abuelo", relató Montero el miércoles, después del entrenamiento futbolístico, al ser consultado sobre la posible formación. Ya en ese momento el DT dudaba de lo que podía llegar a ocurrir y comenzaba a manejar con cierta firmeza la posibilidad de que el capitán pudiera quedarse nuevamente afuera del equipo.

Teniendo en cuenta lo que Montero probó ayer, Ruben pareciera estar más afuera que adentro. No obstante, es clave para el técnico tenerlo entre los concentrados. "Es importante que sume entrenamientos, pero también si concentra, porque le sirve a sus compañeros. Es un líder de grupo y nosotros como cuerpo técnico verlo acá concentrado junto a nosotros ya es importante", agregó Montero, quien dejó en claro que además de la parte física lo que iba a poner en la balanza era la parte emocional del jugador. En ese sentido, algunos de sus compañeros coincidieron en que Ruben hace "un gran esfuerzo" en brindarse al ciento por ciento, pero que de a ratos es fácil darse cuenta que desde lo anímico le está costando.

De lo que no hay dudas es que el equipo sin Ruben pierde potencial en ofensiva, más allá de la falta de gol que el delantero venía exhibiendo. Cuando él se sienta en condiciones y Montero lo vea de la misma forma seguramente recuperará su lugar.

El técnico movió un par de nombres y también esquema

Después de lo que fue la práctica de ayer no hubo confirmación del equipo por parte de Montero. Sólo se conoció la lista de concentrados. Lo que sí trascendió es que el técnico ensayó con los mismos del miércoles. Esto es, con dos variantes en relación a lo que se vio en Junín. Aparentemente hoy tendrán pista Maximiliano Lovera y Gustavo Colman. Y en el medio de esta historia una variación en el dibujo táctico. En esto lo que llama la atención es que al no estar Ruben de nuevo, el DT haya optado por excluir a Fabián Bordagaray, quien viene de convertir en cancha de Sarmiento. Así, de confirmarse lo probado el miércoles y ayer, Lovera será el volante por derecha (en lugar de Washington Camacho, quien se entrenó aparte un par de días por una sobrecarga en los gemelos), Colman (por Bordagaray) se movería delante de Musto, mientras que Carrizo sería una especie de mediapunta, pero cerca de Teo Gutiérrez.

Por la rúbrica adelante y las correcciones atrás

Central tiene una cita con su fútbol, del que debe hacer una lectura correcta para lo que pueda ofrecer Atlético Tucumán. Pero, como suele suceder con los equipos que privilegian las condiciones propias, el equipo de Paolo Montero estará obligado a imponer condiciones en su afán de sumar de a tres. No habrá otra forma para encarar el choque de esta noche frente al Decano.

Una postura saludable será darle vida a esa ambición que mostró en los cuatros partidos disputados en 2017, especialmente lo hecho la semana pasada en cancha de Sarmiento de Junín. Para ello será clave que los jugadores más pensantes y con mayor capacidad de desequilibrio mantengan su nivel. Esto corre, básicamente, para Carrizo, Teo Gutiérrez y aquellos otros que se muevan de mitad de cancha hacia arriba.

¿El resto qué? Ahí se deberá dar un salto de calidad en relación al último partido. Porque Atlético Tucumán tiene, al menos en los papeles, algo más de potencial ofensivo que Sarmiento. Claro que eso no corre sólo para los defensores, sino que será el equipo entero el que estará obligado a plantar bandera y achicar espacios. Sólo de esa forma se le podrá impedir a los tucumanos gozar de las libertades que tuvo el Verde de Junín hace apenas unos días.

Para esta ocasión Montero realizará algunas variantes (ver aparte) y las mismas tendrán que aportar solidez a la hora de mirar tanto el arco de enfrente como el propio.

La localía le impondrá a Central la exigencia lógica, ante un rival que llega bastante rodado por su participación también en Copa Libertadores. Pero del rendimiento de los jugadores canallas dependerá en gran forma lo que pueda resultar esta noche en el Gigante.


Comentarios