Ovación
Sábado 07 de Octubre de 2017

Los Pumas buscan la victoria y un buen cierre en el Rugby Championship

Y un día el fútbol se vistió de retórica. La hipotética modernización de las formas fue haciendo del juego un sofisticado relato. Como si la tendencia fuese cuánto más difícil de entender más calidad aparenta el proyecto futbolístico. Un proyecto que se conjuga con la articulación de múltiples palabras y la exhibición de los recursos tecnológicos de avanzada. Y allí en escena el entrenador cuasi científico rodeado en muchos casos, como el de Jorge Sampaoli, de un numeroso conjunto de colaboradores que le dan entidad de misión de alta complejidad a la formación de un equipo o seleccionado. Apariencias en su más pura esencia.

Para ir en busca del primer triunfo en el Rugby Championship y cerrar la sexta participación en el torneo de las potencias del Hemisferio Sur, Los Pumas presentarán hoy un equipo con cuatro modificaciones con respecto al que viene de caer con Nueva Zelanda. Los rosarinos surgidos en Duendes Jerónimo De la Fuente y Emiliano Boffelli estarán desde el arranque, como el entrerriano Marcos Kremer, de Plaza. Leonardo Senatore estará en el banco de los relevos.

El head coach Daniel Hourcade dispuso los ingresos de Matías Alemanno y Marcos Kremer en la segunda línea, en lugar de Guido Petti y Tomás Lavanini. En la tercera línea Javier Ortega Desio irá por Juan Manuel Leguizamón, mientras que Martín Landajo ingresará como medio scrum en lugar de Tomás Cubelli, lesionado en el último encuentro y ausente hasta el año que viene.

Los Pumas llegan a este partido luego de perder con los All Blacks en Vélez, en el partido en el que se consagraron nuevamente campeones los hombres de negro (lo hicieron en 5 de las 6 ediciones). Y si bien la derrota era posible, ya que nunca en la historia Los Pumas pudieron ganarle, lo que preocupó de esa caída fueron las formas: un pésimo primer tiempo que podría haber encaminado un traspié tremendo e histórico, por las diferencias notables. Como en la segunda parte Los Pumas mejoraron un poco y los All Blacks fueron más "terrenales", la caída fue más decorosa: 36 a 10. En Auckland, la ida terminó 39 a 22.

Ante Australia, rival de hoy, hicieron un muy buen primer tiempo en Canberra y se desmoronaron en el segundo para caer por 45 a 20. Ante Sudáfrica fue 37 a 15 allá y 41 a 23 en Salta.

Los Wallabies, por su parte, no tendrán modificaciones respecto del equipo que viene de igualar 27 a 27 con Sudáfrica. Presentarán lo mejor que tienen a disposición. Quieren ubicarse segundos detrás de los All Blacks. Hoy las posiciones: Nueva Zelanda 24 puntos, Sudáfrica 13, Australia 10, Argentina 0. En 2014, Los Pumas consiguieron el primer triunfo desde su incursión en el Rugby Championship en Mendoza y justamente frente a Australia. Aquella noche la alegría fue toda argentina y se selló por 21 a 17, también en el cierre del torneo.


Comentarios