Ovación
Viernes 09 de Junio de 2017

Los once en un esquema bien ofensivo

El DT no los confirmó pero ayer repitió la formación de la práctica anterior con un 3-3-3-1

Ultimamente, es difícil que un técnico —más allá de qué equipo o selección sea— confirme a los once titulares en la previa. Ni hablar cuando se trata de un debut, como será el de Jorge Sampaoli en el amistoso de hoy frente a Brasil, a las 7.05 de la argentina (las 20.05 de Melbourne). Pero si se tiene en cuenta que en la última práctica realizada ayer durante el reconocimiento del estadio en el que se jugará el clásico el nuevo entrenador dispuso movimientos con los mismos 11 titulares del miércoles, parece todo confirmado con un 3-3-3-1: Romero; Otamendi, Maidana y Mercado; Gómez, Biglia y Banega; Messi, Dybala y Di María; Higuaín.

   En el arco el DT respaldó al titular: Sergio Romero. No sorprende porque Chiquito volvió a jugar en Manchester United y respondió bien, como en los partidos de la selección de Bauza. Por lo que el Patón Guzmán y Gerónimo Rulli deberán esperar su turno, quizás en el próximo amistoso ante Singapur (ver aparte).

   Una línea de tres defensores con Maidana como último hombre en función de líbero, teniendo a sus costados a Otamendi por derecha y Mercado por izquierda, en una posición que sorprende porque con el Tata Martino jugaba como lateral por el otro sector. Pero Sampaoli lo utilizó un par de veces en Sevilla y lo conformó: ante Granada (liga española) y Lyon (por la Champions).

   Los tres volantes defensivos serán José Luis Gómez como carrilero por la derecha, con una mayor obligación de defender, Biglia de volante central en la función que habitualmente cumplió Mascherano (hoy lesionado, pero Sampaoli lo piensa como defensor central), mientras que Banega jugará recostado sobre la izquierda.

   La línea de tres ofensivos del medio será con los más habilidosos y rápidos. Con Messi siempre libre pero partiendo desde el costado derecho, Dybala aportando por el centro para juntarse con Messi lo más seguido posible, y Di María recorriendo el carril izquierdo como de costumbre.

   Adelante, bien de punta, Higuaín. El centrodelantero que deberá levantar muchísimo su nivel para no perder el puesto porque ahora lo tiene a Mauro Icardi como gran rival.

   Precisamente, el rosarino de Inter en principio no estará ni en el banco porque se recupera de una lesión y sólo realiza tareas con el kinesiólogo y el propio Sampaoli casi lo descartó en sus declaraciones del miércoles.

Seguramente, el Zurdo aprovechará el segundo tiempo para realizar variantes y ver a algunos de los nuevos convocados, aunque lógicamente dependerá del juego.


Comentarios