Ovación
Jueves 10 de Agosto de 2017

Le puso Romero

La jornada en Arroyito arrancó a puro fútbol entre los suplentes de ambos conjuntos. En Central llamó la atención que Santiago Romero haya sido de la partida. No obstante, con el correr de los 70 minutos que se jugaron en el Gigante, donde salieron 1 a 1, el volante uruguayo fue plasmando su calidad. El Colorado mostró además personalidad para plantarse en su zona además como voz de mando. Otro que tuvo una buena mañana fue Pablo Becker, quien volvió al club tras no haber pasado la revisión médica en Asteras Trípoli de Grecia.
   Montero aprovechó el ensayo informal para ver con más atención a los nombres que tiene como alternativa del primer equipo. Claro que el entrenador uruguayo ya tiene un claro cuadro de situación sobre el material que tiene a mano.
   Pero verlos en acción contra otros apellidos fue la excusa perfecta para poner énfasis en algunas cuestiones tácticas y técnicas. Aunque el dato relevante del partido fue que a Romero le sobró chapa para jugar con los juveniles canallas.
   En todo momento fue el patrón del mediocampo. Se pasó todo el encuentro brindando indicaciones. Especialmente a sus compañeros de paralelo. El uruguayo demostró temple para ir a cada pelota. También precisión a la hora de los pases. Si Montero quería evaluarlo con mayor énfasis, ayer se dio cuenta de que no por algo era titular indiscutido en el Nacional campeón.
   Otro que anduvo bien fue Pablo Becker, que volvió al club. Jugó un tiempo de 35 minutos. Pero metió algunas de sus finas pinceladas. Leo Rivas también mostró lo suyo, más allá del gol que hizo a los 15' tras un pase de la Joya, que debe resolver si se quedará en Central o buscará nuevos desafíos. ¿Se irá a Boca Unidos?
   En tanto, Ledesma ratificó su gran momento. Estuvo seguro cuando Sarmiento lo llamó. De yapa, le tapó un penal a Cuevas a los 20', más allá de que el atacante del Kiwi pescó el rebote y decretó el 1 a 1, en un desafío sin muchas emociones.

Comentarios