Rosario Central
Jueves 15 de Diciembre de 2016

Las claves de la derrota de un Central al que la gloria se le escurrió de entre las manos

Factores futbolísticos y anímicos influyeron en la derrota canalla, la tercer en forma consecutiva en una final de Copa Argentina.

Central mostraba garra y temple en un momento del partido en el que consiguió darlo vuelta ante un River que mostraba errores muy groseros en el fondo. Sin embargo, el título se lo terminó llevando River. Y Central terminó perdiendo su tercera final de Copa Argentina en forma consecutiva, quizás en la ocasión que más cerca estuvo.
¿Por qué perdió el equipo del Chacho Coudet?
* Por sus errores defensivos: en el momento del partido en que el canalla sostenía la victoria con un juego asociado de mediacancha hacia adelante, el fondo -y sobre todo la pareja de centrales integrada por Gissi y Torsiglieri- mostró vacilaciones no esperadas en este tipo de partidos.
* Porque le faltó oportunismo: River por momentos pareció un equipo desarticulado. La defensa marcaba mal y el arquero Batalla era una tentación por su sostenida cadena de errores y torpezas. Y al canalla le faltó el oportunismo para aprovechar al máximo ese momento de debilidad millonaria.
* Porque no fue equilibrado: mientras arriba se hacía el gasto para sostener la victoria, el fondo era la contracara.
* Porque no supo manejar su estado de ánimo: la expulsión de Marco Ruben fue la más clara expresión de que Central había perdido las riendas del partido, en un momento en que lo indicado hubiese sido mantener la calma e intentar llegar, al menos, al empate.
* Por los errores arbitrales: Porque Loustau no midió con la misma vara en jugadas clave. Mientras no le dio un claro penal al canalla por una clara falta de Ponzio sobre Teo Gutiérrez en el arranque, sancionó rápidamente el infantil e insólito penal que Gissi le hace a Alario -de los que nunca se cobran y hay decenas por partido-. Además le mostró la roja directa a Ruben por una falta similar a la que le hizo Maidana al propio delantero en el primer tiempo, pero que el juez sancionó sólo con una amarilla.
De todos modos y más allá de las circunstancias del partido, Central tuvo todo para quedarse con la victoria, pero por errores propios no lo pudo concretar.

Comentarios