Ovación
Jueves 05 de Octubre de 2017

"La Fifa y Rusia no desearían un Mundial sin Messi"

José Velásquez Castillo, el Patrón, que estuvo en el polémico encuentro del 85 que terminó 2 a 2 y clasificó a Argentina al Mundial de México 86, dijo en diálogo con Ovación que "debido a los intereses que hay es difícil tener la confianza de que no habrá nada de por medio".

Argentina-Perú se ha tornado un clásico sudamericano en las últimas décadas y en el medio aparecen un sinnúmero de rumores que despiertan intrigas. Por lo pasado eso siempre estará vivo cada vez que hay un partido determinante como el de esta noche entre argentinos y peruanos. A horas del trascendental enfrentamiento, el ex volante se la selección albirroja José Velásquez Castillo fue firme en su pensamiento y tiró con rudeza, esa que lo caracterizaba dentro de una cancha, los temores presentes. "Hay muchos intereses de por medio, no sólo para Argentina, sino para la Fifa y los organizadores, Rusia, quienes no quisieran que en un campeonato mundial no esté el mejor jugador del mundo, como Messi", disparó el Patrón en un diálogo que mantuvo con Ovación a horas nada más del enfrentamiento que puede definir el futuro del combinado albiceleste. "Por todo eso es difícil tener la confianza absoluta de que no habrá nada de por medio. Lo veo bastante complicado", insistió poniendo un manto de duda a que pueda darse un encuentro sin polémicas o acciones que favorezcan al local.
   Velásquez fue el cinco titular de aquel recordado partido entre Argentina y Perú que se jugó en el Monumental y que con la igualdad en dos sobre el final depositó a los albicelestes en el Mundial de México 86. En la memoria colectiva peruana ese duelo nunca se borró y será recordado por siempre. El Patrón lo tiene presente como si fuera ayer y por eso dijo que "lo que sucedió fue muy visible y no hacen faltas pruebas" de que la albiceleste fue favorecida por el arbitraje de Romualdo Arppi Filho.
   El ex volante atiende el llamado de este diario y acepta la charla, aunque baja un par de cambios sus críticas hacia los argentinos como lo hizo tiempo atrás. Y en el arranque hace un análisis de lo que puede pasar esta noche. "La presión la tendrá Argentina. Para mí será más fuerte para el local que para Perú. Dentro de esta situación tenemos nuestra posibilidad de ganar el partido. Será una batalla dura por ambos lados, pero hay una vibra positiva de todo el país como no sucedía en otros años. El último encuentro con Ecuador no había gente en la calle, todo el mundo estaba viendo ese juego. Esto se vio sólo en el 70, después nunca más se observó. Ahora hay mucho entusiasmo y fe en que realmente podamos salir airosos. Esperemos que el de arriba siga con nosotros. Hasta ahora se han dado dos milagritos", sostuvo.
¿Es verdad que puede influir el escenario, en este caso la Bombonera? ¿Incide realmente cuando hay jugadores de tanta experiencia?
Pienso que sí. Se ha mejorado mucho en los futbolistas peruanos. Tenemos muchos jugando en distintos países y adquirieron roce internacional, que siempre se necesita para este tipo de partidos. Nosotros hemos mejorado y en las finales es cuando más se necesita. Espero que se mantenga el nivel futbolístico y sacarlo adelante. Después creo que con Colombia será más accesible y si llega clasificado mejor.
Se han tornado una especie de clásicos con Perú, en duelos decisivos en muchos casos.
Efectivamente. Se dieron situaciones adversas como la del 85 para México 86. Con un empate Argentina clasificaba y consiguió el gol a través de Gareca, pero antes de que la pelota ingrese al arco, Pasculli empujó a Javier Chirinos y el árbitro hizo la vista gorda. Eso dio mucho que hablar. Eso es visible y no hacen faltas pruebas. En nuestro país ahora hay una vibra positiva de que todo irá bien. Argentina saldrá a presionar buscando hacer el gol de entrada. Será determinante aguantar eso.
En la memoria de todos quedó aquella marcación de Reyna a Maradona. ¿A Messi lo deberían controlar, no a ese estilo, pero sí con mucha atención?
Pienso que no habrá una marca personal, pero sí de presión para complicarle el juego. Que no tenga espacio ni proyección en ataque. No dejarlo jugar y neutralizarlo. No hace falta la marca pegadiza, de uno contra uno, tiene que ser zonal.
Es difícil pensar en un Mundial de Rusia sin Argentina y ante esto se generaron muchas suspicacias. ¿Coincide en eso?
Según tengo entendido, no sé si será cierto, la Bombonera es un campo netamente de Boca y hay un grupo de personas que realmente no se identifican con el equipo argentino. Y que incluso no quiere que Argentina gane, aunque la mayoría sí. Eso es lo que me comentaron y por eso lo digo.
¿Sienten temor de que pasen cosas raras?
Sí. Eso es obvio porque todo lo que se ha manifestado es visible (la clasificación de Argentina para México 86) a pesar de que han pasado los años. Considero que se vino dando desde el 69 para México 70. A partir de ahí, cuando Argentina quedó afuera y con el empate clasificamos nosotros. A partir de ese momento empezaron situaciones raras que se vieron entre ambas selecciones.
¿Considera que en el fútbol hay arreglos?
Los intereses que hay de por medio, no sólo para Argentina, sino para la Fifa y los organizadores, Rusia, no quisieran que en un campeonato mundial no esté el mejor jugador del mundo como Messi. Entonces, con los intereses que hay de por medio se hace bastante difícil tener la confianza absoluta de que no habrá nada de por medio. Lo veo bastante difícil.
¿Es por eso que llegan con ciertos recelos?
Nosotros hemos mejorado futbolísticamente, en cambio a Argentina no se lo vio como en otros juegos. Hay como cinco o seis jugadores que juegan afuera y son titulares. Individualizan el juego y no hay uno colectivo. Eso nunca ha dado resultado.
¿Notan que es un equipo que no contagia a la gente y, además, se aleja?
Si, por supuesto. Pienso que (Jorge) Sampaoli no tiene mucha ascendencia hacia los jugadores. Está como noviecito, llegó hace poco y entonces no tuvo tiempo como para compenetrarse con los jugadores. Cada uno de ellos quieren estar al nivel de Messi o mejor que él y a partir de ahí lo individualizan.
A Messi le falta el socio ideal.
Seguro. No lo he visto a nivel de selección hacer un partido determinante como lo hace en Barcelona. No tiene muchos jugadores de su mismo nivel . En España tiene extraordinarios compañeros y siempre juega bien.
Por la selección de Perú pasaron muchos técnicos y el pueblo tenía pocas ilusiones de llegar al Mundial y Gareca logró acomodarlo.
Así es. Lo que creo es que hay que jugar el partido porque se hacen muchas especulaciones. Esperemos que sea con la voluntad de Dios y que con el esfuerzo la batalla, que será muy dura, tenga ganador a Perú.
¿Qué resultado se animaría a pronosticar?
Siento que será ajustado para cualquiera de los dos que gane. Los jugadores peruanos están con suficiente roce internacional, mejoraron futbolísticamente y deben seguir haciendo lo mismo. El que debe proponer es Argentina. Hay que esperar en campo propio, achicar los espacios y neutralizar cualquier progresión en ataque de Argentina. Sólo espero que gane quien gane quedarnos conformes con el accionar y que todo sea cristalino.

Comentarios