Ovación
Viernes 16 de Junio de 2017

Grondona no puede descansar en paz

Un banquero argentino dijo que envió sobornos al fallecido ex presidente

El Fifagate sigue extendiendo sus coletazos en el tiempo y ahora un banquero argentino acusó directamente a Julio Grondona de enviarle plata de sobornos. Es la primera declaraciones ante la Justicia estadounidense realmente de peso en contra del ex presidente de la AFA, fallecido en 2014. También implicó al ex CEO de Torneos y Competencias, Alejandro Burzaco, quien espera libre (tras pagar una fianza de 10 millones de dólares) el juicio por su participación en la misma red de corrupción que hizo caer el poder de la Fifa en manos del suizo Joseph Blatter.

El banquero en cuestión es Jorge Arzuaga, ex empleado de Credit Suisse y de la empresa Julius Baer, se declaró culpable ante la jueza federal de la corte de Brooklyn (Nueva York), Pamela Chen. Su rol en la red era de enlace de los sobornos que le pagaba Burzaco a Grondona para quedarse con los derechos televisivos de varias competencias internacionales. Lo que hacía era lavar el dinero de la coima en bancos de Buenos Aires, Zurich y hasta de Estados Unidos.

"El acusado ofreció un servicio vital a todos los involucrados en la corrupción del fútbol internacional", acusó el fiscal Bridget Rohde, "facilitando el flujo de sobornos".

Ahora Arzuaga pagó 1,5 millones de dólares a la Justicia norteamericana a la espera del juicio el próximo 4 de enero y podrían corresponderle hasta 20 años de prisión. Mientras, aunque las acusaciones le llegaron después de la muerte, está claro que Grondona no descansa en paz.

Comentarios