Clásico rosarino
Lunes 15 de Mayo de 2017

Funcionó mientras reinó la calma

Detenciones menores y un operativo Tribuna Segura que rindió. Luego se salió de cauce.

A las 7 de la mañana, mientras la niebla todavía cubría la ciudad, 500 efectivos de la policía rosarina comenzaron a desplegarse progresivamente por el parque Independencia buscando cimentar un clásico en paz. Hasta el comienzo del partido el operativo era un éxito dominado por secuestros y pintadas ligadas al folclore. A primera hora se habían secuestrado 40 bombas de humo y un parlante de cartón azul y amarillo. En los palcos que debían ocupar los dirigentes del equipo visitante podían leerse leyendas como "30 años virgo", que rápidamente fueron enmendadas con pintura por personal del rojinegro. El operativo Tribuna Segura, impulsado por el Ministerio de Seguridad de la Nación, tuvo cuatro detenidos que figuraban en la lista de 81 personas sobre los que pesa derecho de admisión. Otros dos hinchas fueron detenidos por intentar ingresar al estadio con media tijera cada uno y un tercero por ebriedad.

   Uno de los puntos flacos que exhibió Tribuna Segura; fogoneado por el gobierno nacional con la colaboración de la provincia, fue que los teléfonos con los que se realizaba el escaneo de los DNI de los hinchas fue operado por efectivos policiales que formaban parte del operativo de seguridad: 80 policías sobre 500 afectados a Tribuna Segura. El sistema se activa sobre pedidos de captura activos y con los listados de personas que tienen restricción para ingresar a los estadios. En el caso de Newell's, 81 hinchas. "Este sistema opera sobre un sector en el que no había cobertura. Después es un poco como la escena de la película «El secreto de sus ojos», los hombres pueden cambiar todo. Pero no pueden cambiar la pasión. Hemos agarrado tipos en la cancha que estaban siendo buscados desde hace siete años", explicó uno de los supervisores nacionales del programa.

   Y en los puntos altos estuvo la nueva unidad móvil de alta tecnología Iris, un camión con sistema de comunicaciones que se ubicó a metros de la puerta 2 del estadio. La unidad Iris fue adquirida en conjunto con el Sistema de Comunicaciones de Misión Crítica (Tetra) por la Secretaría de Tecnologías para la Gestión del Ministerio de Gobierno y Reforma del Estado y está destinada a operativos y eventos especiales como también para situaciones de emergencia que se pueden presentar en todo el territorio provincial, según explicó un vocero de la Secretaría de Coordinación de Seguridad Deportiva y Espectáculos Masivos.

Desde ese camión se pudieron controlar las 18 cámaras de videovigilancia ubicadas en las inmediaciones del estadio y si hubiera sido necesario las 29 cámaras instaladas dentro del Coloso. Además el camión brinda cobertura a los aparatos de tecnología denominada Tetra, que encripta la frecuencia policial y posibilita que las comunicaciones no se saturen. Además en el operativo se utilizó un helicóptero para monitorear desde el aire el radio del estadio. Todo eso quedó en segundo plano tras los incidentes del final.

Comentarios