Ovación
Martes 26 de Septiembre de 2017

El primer capítulo fue uno más

El 30 de mayo de 2012 se dio el primer choque entre Central y Boca desde que volvió a jugarse la Copa Argentina. Forma parte del historial pero, al lado de la historia que se gestó con los encuentros posteriores, se trató de una nimiedad. En aquella oportunidad el canalla militaba en la B Nacional, bajo el mando de Juan Antonio Pizzi, y el cruce fue por los cuartos de final, con Néstor Pitana como árbitro. El equipo de Arroyito tuvo todo para avanzar, pero falló en los 90 minutos y después en la definición por penales. Javier Toledo había puesto en ventaja a Central a los 39' del primer tiempo, mientras que Nicolás Blandi, a los 29' del complemento, marcó el empate. El propio Toledo erró un penal cuando el encuentro estaba 1 a 0. Y en los penales la cosa fue peor. Paulo Ferrari y Antonio Medina convirtieron, pero Gonzalo Castillejos y Omar Zarif fallaron. Por eso el xeneize festejó en el Bicentenario de San Juan.

El 30 de mayo de 2012 se dio el primer choque entre Central y Boca desde que volvió a jugarse la Copa Argentina. Forma parte del historial pero, al lado de la historia que se gestó con los encuentros posteriores, se trató de una nimiedad. En aquella oportunidad el canalla militaba en la B Nacional, bajo el mando de Juan Antonio Pizzi, y el cruce fue por los cuartos de final, con Néstor Pitana como árbitro. El equipo de Arroyito tuvo todo para avanzar, pero falló en los 90 minutos y después en la definición por penales. Javier Toledo había puesto en ventaja a Central a los 39' del primer tiempo, mientras que Nicolás Blandi, a los 29' del complemento, marcó el empate. El propio Toledo erró un penal cuando el encuentro estaba 1 a 0. Y en los penales la cosa fue peor. Paulo Ferrari y Antonio Medina convirtieron, pero Gonzalo Castillejos y Omar Zarif fallaron. Por eso el xeneize festejó en el Bicentenario de San Juan.

Comentarios