Ovación
Lunes 27 de Marzo de 2017

Con un gol rosarino y canalla la selección argentina ganó por última vez en La Paz

Lucho Figueroa marcó en la última victoria de la selección en los 3.650 metros de La Paz. Allá sólo ganó tres veces por eliminatorias.

Rosarino, en este caso de Central: Lucho Figueroa. El 9 se elevó y metió el cabezazo —tras córner del leproso Maxi Rodríguez— que se transformó en el empate parcial y entusiasmó al equipo argentino para ir por el 2-1 final, que conquistó Luciano Galletti, y con el que la selección le ganó a Bolivia por última vez en la altura de La Paz, por eliminatorias, el 26 de marzo de 2005. Pasaron 12 años de aquel resultado con el que Argentina estaba puntero camino a Alemania.

   Muy pocos años si se relacionan con que antes de aquella victoria la anterior databa de 32 años. También camino hacia el Mundial de Alemania, pero del 74. Entonces, fue con un 1-0 el 23 de septiembre de 1973 y con gol del sanjuanino Oscar Fornari a los 18', con un equipo alternativo (lo dirigió Miguel Ignomiriello, pero el DT oficial era Enrique Sívori) pero en el que figuraban, como casi siempre, jugadores de estos pagos como los canallas Poy, Kempes y Carnevali. Aquella vez jugaron: Carnevali; Glaría, Bargas, Tagliani y Cortés; Rubén Galván, Telch (Trobbiani) y Poy; Fornari, Kempes (Bochini) y el Ratón Ayala.

   Y la primera había sido 8 años antes. El 29 de agosto de 1965 con un 2-1 conseguido por el artillero Luis Artime con sus goles a los 31' (el 1-0) y 84' para gritar victoria con el equipo que dirigía el Toto Lorenzo camino a Inglaterra 66. Aquellos once: Roma, Ramos Delgado, Leonardi, Diez, Rattín, Varacka, Luna, Albretch, Artime, Ermindo Onega y Más.

   Sí, sólo 3 victorias en esos 3.650 metros sobre el nivel del mar que asustan a todos los equipos que van a jugar al estadio Hernando Siles. Antes y ahora. Siempre se habló y preocupó mucho la altura de este escenario para el normal desarrollo de los partidos, al punto que la mayoría elige llegar sobre la hora de inicio.

   Es cierto que Bolivia ganó apenas uno más (2-0 en el 57, 3-1 en el 69, 2-1 en el 97 y 6-1 en el 2009), pero siempre el poderío de los anfitriones fue mucho menor que el de los argentinos, tanto que nunca los bolivianos ganaron al venir a Argentina (sólo sumaron con un 1-1 camino a Brasil, el 11/11/2011).

   Retrotrayendo el tiempo, aquella última alegría argentina en La Paz de 2005 se dio con una gran participación de futbolistas con pasado rosarino, como sucede hoy. Claro que ninguno de ellos sigue luciendo la camiseta albiceleste, aunque varios juegan en el torneo local. Aquella selección dirigida por José Pékerman contaba con el Pato Abbondanzieri en el arco, Lionel Scaloni, Aldo Duscher y Leonardo Ponzio (ingresó) en el mediocampo, además de Lucho y Maxi.

   Luego de ese partido la selección fue otras dos veces al Hernando Siles y la siguiente quedó en la historia por la dureza del resultado y el nombre del entrenador. El 1º de abril de 2009, camino a Sudáfrica, el equipo que dirigía Diego Armando Maradona se comió un 6-1 inolvidable. Un marcador que hasta el segundo tiempo parecía imposible, más allá de terminar los primeros 45' 1-3 (el empate parcial fue de Lucho González a los 24'). En ese equipo también había rosarinos, los titulares Gabriel Heinze, Emiliano Papa, Mascherano, Maximiliano Rodríguez y Lionel Messi, más Angel Di María que ingresó y lo echaron 7' después.

   Y la última parada fue hace cuatro años, cuando el 26 de marzo de 2013 el equipo dirigido por Alejandro Sabella rescató el 1-1 con gol del rosarino Ever Banega antes del cierre del primer tiempo. Además del ex Newell's, fueron titulares Messi, Mascherano y Di María (también el arquero Romero), más Andújar, Rojo y Lavezzi en el banco, quienes estarán mañana en el equipo del Patón Bauza.

   Los números de la historia sirven para demostrar que no es fácil ganar en la altura. Si bien Argentina casi siempre marcó al menos un gol (excepto en el primer partido, que fue 0-2 en 1957), Bolivia nunca fue un trámite fácil camino a los mundiales en La Paz. Hace 12 años apareció una combinación rosarina (Maxi-Lucho) en uno de los goles del último triunfo, por qué no tal vez se repita mañana con el canalla Di María y el leproso Messi.

Comentarios