Ovación
Sábado 24 de Junio de 2017

Carga emotiva impensada que está obligado a sobrellevar

Las bajas repentinas de peso obligarán el doble a Central ante un rival que no disputa nada

La frase patentada por Miguel Angel Russo: "Esto es Central", cae como anillo al dedo para anunciar la última cita canalla de la temporada. Cuesta posicionarse sobre San Martín, que no juega por nada, cuando el plantel llegó a San Juan con muchas bajas de peso por diversas circunstancias. Y mucho más en la durísima misión de meterse en la Sudamericana. Bajo este panorama, los de Arroyito deberá absorber la carga deportiva pero también emocional.

A las 19 arrancará el partido entre canallas y verdinegros. A esa hora ya se sabrá con qué cara saldrá el equipo de la aldea auriazul a la cancha, porque ya estará sellado el resultado entre Defensa y Justicia y Gimnasia. El primero es el que por ahora es el que irá a la Sudamericana.

Pero si el Halcón pierde y los auriazules luego hacen bien los deberes en suelo cuyano, entonces todo Arroyito será un carnaval. Porque si bien alcanzarían la línea de los 46 puntos que tienen los de Florencio Varela, lo cierto es que la diferencia de goles le hará un guiño al pueblo canalla para meterse en el plano de los torneos que organiza la Conmebol.

La misión tampoco será para nada sencilla. La estructura de juego está resentida ante bajas importantes. No obstante, Paolo Montero trazó un plan alternativo (ver página 6) en su ruta de vuelo con destino internacional.

Habrá que ver si lo acontecido con Pinola y Musto esencialmente (ver aparte) tiene su correlato a la hora del partido. Porque lo emocional también forma parte del combo cuando se prepara o juega un partido con tinte muy especial para todo Central.

Comentarios