Viernes 31 de octubre de 2014
Sábado, 12 de mayo de 2012  18:28 | Ovación

River perdía con Atlético en Tucumán y lo dio vuelta con dos de Trezeguet

El millo recuperó esta noche la condición de líder de la B Nacional, al conseguir la victoria en su visita a Tucumán, donde superó a Atlético por 4 a 2, con otra actuación decisiva de David Trezeguet.

River Plate recuperó esta noche  la condición de líder de la B Nacional, al conseguir la victoria en  su visita a Tucumán, donde superó a Atlético por 4 a 2, con otra  actuación decisiva de David Trezeguet, autor de dos goles para los  “millonarios”.
El partido de la 33ra. fecha del campeonato comenzó siendo  adverso para los dirigidos por Matías Almeyda, ya que antes de los  10 minutos estaba perdiendo por un gol de cabeza de Carlos  Fondacaro y también eran superado en el juego por su adversario.

Pero bastó que mejoraran los rendimientos individuales de  algunos jugadores para que el visitante cambiase el destino del  partido y consiga una victoria tan dura como necesaria para sus  aspiraciones de volver rápidamente a Primera división.
Una estupenda definición de César González; dos conquistas de  Trezeguet y un zapatazo desde 45 metros de Carlos Sánchez le dieron  forma a la victoria del visitante, mientras que Deivis Barone había  acortado las diferencias con un cabezazo.

Los “millonarios” ahora suman 65 puntos y superan la marca de  Instituto, que tiene 63, y debe jugar el lunes de visitante contra  Boca Unidos, en Corrientes.
Al menos hasta que jueguen los cordobeses, River se instalará  en la cima y a lo sumo podrá compartir esa posición con Rosario  Central (62), si es que los “canallas” ganan mañana en Mar del  Plata, donde enfrentarán a Aldosivi.

Al partido no le faltaron las polémicas por algunos fallos  del árbitro Alejandro Toia, que cobró un penal a favor de River  cuando la pelota ya estaba fuera de los límites del campo de juego.
Además dejó sin sanción una mano de Jonatan Maidana en el  área visitante y anuló un gol de Daniel Salvatierra por una  posición adelantada inexistente cuando el local perdía por 2 a 1.
Más de 26.000 pesonas colmaron el estadio Monumental y hubo  algunos incidentes que obligaron a Toia a interrumpir las acciones  en un par de ocasiones.

Atlético sorprendió en el arranque adueñándose del balón,  llevando peligro hasta el arco defendido por Daniel Vega y  mostrando una saludable intención de jugar con toques cortos y  precisos.
Ese mejor momento del anfritión se cristalizó en la red con  el gol de Fondacaro, el ex defensor de Boca que sorprendió en el  área visitante y de cabeza anotó el primer gol del partido.
Esa jugada llegó después de un centro enviado por Diego  Barrado, quien se había lesionado unos minutos antes pero se quedó  en el campo de juego a pesar del dolor. Unos minutos después fue  reemplazado por Silvio Iuvalé.

La virtud de River fue haber asimilado el impacto y poco a  poco fue recomponiendo su imagen para pasar de dominado a  dominador, no sólo en el juego sino también en el marcador.
El empate llegó con una notable jugada colectiva que culminó  con un sutil toque de Cavenaghi para el “Maestrico” González, quien  definió con un remate que se metió entre las piernas del arquero  Esteban Dei Rossi.
Más tarde sobrevino el polémico penal de Barone -venía de  marcar un gol en contra contra Racing, que definió el partido de la  Copa Argentina- y el tanto de Trezeguet que le dio tranquilidad a  los dirigidos por Almeyda.

Atlético salió a arriesgar todo en el segundo tiempo y tuvo  su chance, cuando Salvatierra anotó el gol del empate. Pero la  acción previa fue mal anulada por Toia y casi de inmediato llegó la  definición cuando “Chori” manejó con clase una contra y dejó a  Trezeguet cara a cara con Dei Rossi, jugada que terminó con una  soberbia definición del delantero “millonario”.
El descuento de Barone sirvió para poner algo de emoción,  pero un par de minutos después llegó el zapatazo de Sánchez que le  dio forma a la victoria de River, que pasó por Tucumán y festejó la  victoria que le despeja el camino rumbo a su regreso a Primera  división.

Síntesis

Atlético Tucumán: Esteban Dei Rossi; Carlos Fondacaro, Líder  Mármol, Deivis Barone y Edgardo Galíndez; Daniel Salvatierra,  Milton Zárate, Diego Barrado, Sebastián Longo y César More; Gastón  Pizzicannella. DT: Juan Manuel Llop.

River Plate: Daniel Vega, Luciano Vella, Jonatan Maidana,  Ramiro Funes Mori y Juan Manuel Díaz; Carlos Sánchez, Ezequiel  Cirigliano, Carlos Aguirre y Cesar González; David Trezeguet y  Fernando Cavenaghi. DT: Matías Almeyda.

Goles en el primer tiempo, 7m Fondacaro (AT), 30m González  (RP), 36m Trezeguet (RP), de penal.
Goles en el segundo tiempo, 22m Trezeguet (RP), 38m Barone  (AT), 40m Sánchez (RP).

Cambios: en el primer tiempo, 14m Silvio Iuvalé por Barrado  (AT). En el segundo; al comenzar, Mariano Martínez por Pizzicanella  (AT), 19m. Lucas Ocampos por Aguirre y Alejandro Domínguez por  Cavenaghi (RP), 20m Federico Barrionuevo por Zárate (AT), 26m  Daniel Villaba por González (RP).
Amonestados: Iuvalé, Pizzicannella, Longo y Mármol (AT),  Aguirre y Vella (RP).
Incidencia en el segundo tiempo; 32m. se retiró lesionado  Mármol (AT) y el equipo terminó con 10 jugadores porque había  agotado los cambios.
Estadio: Atlético Tucumán. Arbitro: Alejandro Toia. (Télam).-

certifica.com