Opinión
Sábado 28 de Enero de 2017

Riesgos del Trabajo, cómo queda

La Ley de Riesgos del Trabajo entró en vigencia en julio de 1996 y desde entonces ha sufrido distintas modificaciones. Recientemente, mediante un decreto de necesidad de urgencia (54/2017), se introdujeron nuevos cambios, en base al proyecto de ley que tenía media sanción.

La Ley de Riesgos del Trabajo entró en vigencia en julio de 1996 y desde entonces ha sufrido distintas modificaciones. Recientemente, mediante un decreto de necesidad de urgencia (54/2017), se introdujeron nuevos cambios, en base al proyecto de ley que tenía media sanción.

Dicho decreto incorpora algunas modificaciones importantes. Algunas afectan directamente a los empleadores, mientras que otras impactan sobre el procedimiento en casos de reclamos ante una contingencia profesional.

A continuación, se detallan los puntos más importantes:

• Se amplía el plazo de "incapacidad laboral transitoria". Mientras que en el régimen anterior el plazo era de un año, a partir del decreto, será de dos años. Es decir, cuando un trabajador sufre una enfermedad profesional o un accidente de trabajo, comienza a regir un plazo, en el cual los salarios son abonados por la ART (Aseguradora de Riesgos del Trabajo).

Dicho plazo culmina por alta médica, declaración de "incapacidad laboral permanente" o "muerte del incapacitado", o cuando transcurren dos años desde la primera manifestación invalidante.

• Se modifica el cálculo del ingreso base en el caso de las indemnizaciones por incapacidad laboral permanente o muerte del trabajador. Es decir, el monto a partir del cual se calculan dichas indemnizaciones corresponde ahora al promedio mensual de todos los salarios devengados por el trabajador, durante el año anterior a la primera manifestación invalidante o en el tiempo de prestación de servicio, si este fuera menor. Dicha remuneración se actualizará mediante la aplicación del índice RIPTE (Remuneraciones Imponibles Promedio de los Trabajadores Estables).

• Tal como lo preveía el Dto. 334/1996 la ART podrá extinguir un contrato de afiliación de un empleador en caso de que este adeude dos cuotas mensuales consecutivas o alternadas, o una deuda equivalente. A partir de ese momento, el empleador se considerará no asegurado y responderá directamente ante los beneficiarios por las prestaciones (en dinero y en especie) previstas en el sistema de riesgos del trabajo. A partir de la modificación, se establece que la ART deberá brindar las prestaciones en especie por las contingencias ocurridas, dentro de los tres meses posteriores a la extinción del contrato, en vez de dos meses. Se mantiene la posibilidad de la ART de repetir la acción contra el empleador.

• En caso de reclamos, se determina la obligatoriedad del trabajador de atravesar una instancia administrativa previa a la judicial, compuesta por las comisiones médicas, es decir, tribunales administrativos compuestos por médicos, que funcionan en la órbita de la Superintendencia de Riesgos del Trabajo, con el fin de que determinen el carácter profesional de la enfermedad o accidente, la determinación de la incapacidad y las prestaciones en dinero previstas en el sistema. Dicha comisión deberá expedirse dentro de los 60 días hábiles. Esta resolución es recurrible ante la justicia del trabajo.

• Se crea un sistema de homologación con el fin de verificar las indemnizaciones acordadas con las ART en función de las resoluciones de las comisiones médicas.

• Se establece que un trabajador no registrado y sin cobertura de riesgos del trabajo no está obligado a pasar por una comisión médica en caso de accidente.

• Se incorpora el "autoseguro público provincial", que permite al Estado auto asegurarse frente a enfermedades profesionales y accidentes de trabajo.

El objetivo del sistema de riesgos del trabajo es la prevención, como puede observarse hasta aquí, el foco continúa en la reparación. El decreto solo menciona que la Superintendencia de Riesgos del Trabajo deberá enviar un anteproyecto de ley de protección y prevención laboral en el plazo de tres meses.

Propietario: © Editorial Diario La Capital S.A. Dirección Nacional del Derecho de Autor (Expediente N° 5226063). Prohibida toda reproducción total o parcial del contenido de este diario. Las ventas de La Capital son auditadas por el IVC. Dirección, Redacción, Comercial, Circulación y Administración: Sarmiento 763. CP 2000 Rosario, provincia de Santa Fe. Teléfono: 5226000 Fax: 5226014. Fax recepción de avisos: 5226035/012. Avisos telefónicos: 5226060. Imprenta propia en Santiago 159 bis CP 2000 Rosario, provincia de Santa Fe. Teléfono: 4117784. La Capital utiliza los servicios periodísticos de las siguientes agencias: Internacionales: Reuters, DPA y AP. Nacionales: Télam y Noticias Argentinas.

Comentarios