Edición Impresa
Lunes 12 de Noviembre de 2012

Newell's ya merece ser el campeón

Una correcta lectura del escenario que dejó el empate del domingo ante Godoy Cruz no debería instalar incertidumbre en el camino de Newell's hacia el título.

Una correcta lectura del escenario que dejó el empate del domingo ante Godoy Cruz no debería instalar incertidumbre en el camino de Newell's hacia el título. Se aclara esta cuestión porque durante esta semana se escuchó con insistencia que el equipo de Martino había perdido dos puntos en Mendoza. También se levantaron voces que aseguraron, como si en el fútbol alguien tuviera la verdad, que Newell's no supo convivir con la obligación de ser el candidato excluyente a ganar el torneo Inicial. Pero lo concreto es que Newell's no da señales de ser un equipo agobiado por las vacilaciones. Al contrario. Se muestra rápido de piernas y con la mente despejada para encarar la recta final. Sigue como el único puntero cuando al torneo sólo le quedan seis fechas y es el que más posibilidades tiene de consagrarse campeón por la sencilla razón de que depende de sí mismo. El fixture que le queda, incluido visitar a este Boca devastado por las internas, es un caramelito tentador para este Newell's que reivindica el fútbol sencillo. Parece que en nuestro país es un pecado decir que el que mejor juega es el que debe salir campeón. Siempre suena más dulce para los oídos acomodar el discurso a un resultado. Entonces, lo menos que se le puede pedir a un líder convencido como Newell's es que sepa marcar las diferencias con rivales que son holgadamente inferiores, en individualidades y funcionamiento, como Quilmes. De no ocurrir nada extraño, Newell's tiene todo servido para volver a su cauce ganador y retomar la velocidad crucero de equipo confiado en sus chances de dar la vuelta olímpica.

 

Comentarios