la_region
Jueves 03 de Noviembre de 2016

Multarán fiestas clandestinas

La municipalidad de Venado Tuerto penalizará fuertemente a los responsables de las fiestas clandestinas que suelen convocar a centenares de jóvenes de la ciudad y la región. Las multas podrían alcanzar hasta los 90 mil pesos.

La municipalidad de Venado Tuerto penalizará fuertemente a los responsables de las fiestas clandestinas que suelen convocar a centenares de jóvenes de la ciudad y la región. Las multas podrían alcanzar hasta los 90 mil pesos. Hasta el momento no se registraron muchas fiestas de este tipo pero se estima que estos eventos proliferarán en vísperas de las fiestas de fin de año.

Lo cierto es que si bien las denominadas "fiestas clandestinas" suelen darse en el contexto de las celebraciones de fin de año y de la temporada estival, algunos hechos denunciados recientemente en barrio Los Robles promueven acciones conjuntas del Municipio y las fuerzas de seguridad.

Como se sabe, estas fiestas se realizan en quintas, salones y propiedades privadas, lejos de cualquier tipo de control y de toda habilitación.

Sobre el tema, el secretario de Gobierno, Jorge Lagna, recordó la plena vigencia de normativa en la materia: "Ya empezamos a padecer este tema por denuncias de los vecinos. Hay una ordenanza vigente que pena a organizadores, promotores e incluso propietarios de estos lugares, que no son de esparcimiento. Hay multas que llegan hasta 90 mil pesos y vamos a hacer cumplir esa ordenanza siempre que podamos detectarlas".

En efecto, la posibilidad de detección de una fiesta clandestina tiene como aliada la denuncia de los vecinos, a la que proseguirá una constatación de oficio.

Si bien las cadenas de WhatsApp y redes sociales suelen ser canales de convocatoria a este tipo de encuentros, esto mismo pueden ayudar a las autoridades a detectarlos y desactivarlos.

"Si se descubre hay que recurrir al aviso preventivo, si no lo logramos pedimos que los vecinos estén atentos para que podamos intervenir, porque después es más complicado detener una fiesta en marcha, pero al menos sancionaremos", afirmó Lagna.

El funcionario aclaró que "aunque no se haya labrado un acta, con la información recabada —de particulares o fuerzas de seguridad— se arma una causa en el Tribunal de Faltas y luego habrá todo un procedimiento".

De cara al inicio de una temporada propicia para la diversión nocturna y la concentración en espacios públicos, con la eventualidad de desbordes, las autoridades municipales ya cuentan con la predisposición de policías y gendarmes "para una actitud fuerte de disuasión, incluso decomisando el alcohol que se consume en la vía pública".

"Nos estamos preparando para lo que viene", aseguró Lagna sobre una problemática que fue abordada en la reunión de la mesa ejecutiva de seguridad.

Comentarios