Inseguridad
Sábado 11 de Febrero de 2017

Muere una familia argentina chocada por ladrones uruguayos que huían de un robo

El choque de frente ocurrió a la madrugada en la ruta 1, que va de Montevideo a Colonia. Cuatro asaltantes también fallecieron.

Una pareja de argentinos y sus dos pequeños hijos murieron ayer en Uruguay cuando el auto en el que viajaban por la ruta 1, a la altura de la localidad de Libertad, chocó de frente con otro que iba de contramano y con las luces apagadas, ocupado por cinco delincuentes que escapaban tras un robo, cuatro de los cuales también fallecieron.

La familia argentina fallecida estaba integrada por Gastón Monti, de 35 años; Jéssica Romina Núñez, de 33, y sus hijos Ignacio, de ocho, e Isabela, de dos.

Monti era efectivo de la Policía Bonaerense y estaba asignado a la custodia de la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, quien expresó "un dolor enorme" porque "era una persona excelente, un muchacho muy noble".

"Era mi custodio, hace años que me cuida, somos como una familia, por lo que estoy realmente acongojada y con mucho dolor, se había ido de vacaciones, estoy como viéndolo cuando lo estaba despidiendo, tenía que volver la semana que viene", dijo la titular de Abuelas de Plaza de Mayo.

El incidente vial se registró en la madrugada del viernes, cerca de las 2,40, a la altura del kilómetro 48 de esa ruta que une las ciudades de Montevideo y Colonia, hacia donde se dirigían los argentinos de regreso a su país, tras pasar las vacaciones en Uruguay.

De acuerdo al relato realizado a la prensa por la jefa de Bomberos de la Policía Nacional de Uruguay, Mariela Vivone, la familia se trasladaba en un vehículo Toyota blanco, patente PNG061, por su carril, cuando chocó de frente con un Volkswagen Gol rojo que iba a más de 120 kilómetros por hora, a contramano y con las luces apagadas.

Fuentes de la investigación señalaron que otro auto que circulaba delante del Toyota logró esquivar al Gol, en una rápida maniobra que sorprendió a Monti, quien no pudo evitar el choque.

Vivone precisó que en el Volkswagen iban cinco ladrones que "habían hurtado dos cajas fuertes con muy poco dinero y en una de las cuales el custodio del lugar guardaba el arma", de un local de la empresa de cobranzas Anda (Asociación Nacional de Afiliados), en Libertad, departamento de San José.

Tras el robo y ante la llegada de la Policía que "había sido alertada por el sonido de las alarmas del local", explicó Caballero, los ladrones abordaron el Gol y comenzaron con la huida por una calle de Libertad, con las luces apagadas "justamente para eludir a los efectivos", hasta alcanzar la ruta.

Los delincuentes continuaron la huida con las luces del auto apagadas hasta que en una lomada, que cruzaron a toda velocidad, lograron escapar de los policías que debieron frenar el patrullero para cruzar el montículo.

Aproximadamente dos kilómetros después, se produjo el impacto de frente entre el Toyota en el que viajaba la familia argentina correctamente por su carril rumbo a la ciudad de Colonia, y el Gol de los delincuentes que iban a alta velocidad.

Según explicó Caballero "la zona del siniestro es una vía de dos manos, muy segura, ya que había sido arreglada y pintada hace poco tiempo atrás, pero qué se iba a imaginar esta familia que le iba a venir un auto de frente y sin luces".

A raíz del choque, murieron en el acto Monti, su esposa y una de los hijos, mientras que el otro fue trasladado en grave estado al hospital de la localidad de San José, donde falleció poco después.

En tanto, cuatro de los delincuentes de entre 30 y 40 años que huían en el Gol murieron también en el lugar y un quinto, de 19 años, fue rescatado por los Bomberos de Libertad al costado de la ruta donde había quedado tirado y fue trasladado al hospital local con politraumatismo, donde quedó internado y con custodia policial, dijeron las fuentes.

"Los autos quedaron prácticamente destrozados por el impacto y la ruta estuvo cortada varias horas ya que los peritos y los bomberos trabajaban en el lugar", expresó Caballero, quien agregó que en el lugar del choque se encontraron las cajas fuertes robadas por los delincuentes.

Por su parte, el cónsul argentino en Colonia, Daniel Plaza, dijo que recibieron "a la madrugada el llamado de la policía, más precisamente de la comisaría décima de San José, informando del suceso. La Policía de Uruguay siempre se ha portado perfecto en todo momento".

El diplomático evaluó que "este caso es completamente inusual, de hecho todos los policías estaban conmovidos y afectados por la sorpresa, un caso así no es común, hay una relativa inseguridad en Uruguay pero está muy controlada, es muy menor; este tipo de cosas no suceden nunca".

hierros. En un Volkswagen Gol rojo robado iban los maleantes; en un Toyota Ethios blanco, la familia de La Plata..

Comentarios