Clásico rosarino
Domingo 23 de Octubre de 2016

Maxi Rodríguez: "Queríamos los tres puntos, el juego no me interesa para nada"

El autor del triunfo leproso en el clásico se mostró eufórico y rescató la actitud del equipo. Dijo que el equipo "quiere seguir ganando".

El capitán e ícono de Newell's Old Boys, Maximiliano Rodríguez, dijo que lo "importante era conseguir los tres puntos, el juego no me interesa para nada" al tiempo que admitió que el equipo "no jugó bien, aunque eso ahora no es importante".
En diálogo con la prensa tras la agónica victoria, Maxi destacó que "hoy cambió todo, cambió desde el resultado. Después, el juego se analiza en otro momento, no me interesa para nada el juego. Queríamos los tres puntos. En el primer tiempo estuvimos flojos, no pudimos tener la pelota. Pero me quedo con la actitud del equipo en el segundo tiempo, donde levantamos y tuvimos más la pelota. Ganamos un partido complicado, ante un rival que quiere pelear el campeonato. Pero cortamos la racha y logramos lo que quisimos".
"Nos pegamos varios golpes con estos partidos y queríamos tener revancha. Nos llevamos los tres puntos, a lo mejor con un juego que no fue el mejor, pero lo que importa acá es el resultado".
La Fiera dijo luego que "cuando uno es jugador y sueña jugar en primera, siempre dice que quiere ganar un clásico, en el último minuto y con un gol (de uno). Esta sensación la puedo ubicar como el penal contra Holanda, como el gol contra México. Es inexplicable. Estoy muy contento porque la pasé muy mal en lo personal con estos partidos. Con Nacho, con Pomelo, los que más venimos tirando del carro, nos merecíamos una alegría. Y se me dio en lo personal. Parece un sueño, lo estoy disfrutando al máximo".
"Estoy más viejo y más maricón -señaló trascartón cuando le recordaron su edad y su trayectoria-. Pero estoy muy contento por el sacrificio del equipo. Nos pegamos varios golpes con estos partidos y queríamos tener revancha. Nos llevamos los tres puntos, a lo mejor con un juego que no fue el mejor, pero lo que importa acá es el resultado".
Cuando le pidieron que recordara el gol contó que "cuando tiro el córner y veo que el Gato (Formica) cabecea, lo ubico a Pome llegando de frente y veo justo un ángulo ahí abajo. Tenía que tratar de que no se me levante la pelota y cuando entró fue una sensación hermosa porque ya terminaba el partido. En este partido la estábamos necesitando".
El capitán leproso reconoció que "estos partidos sirven en lo anímico. O te levantás o te hunden anímicamente. La gente te pide que sólo le ganemos a Central. Pero lo que hay que tratar es de seguir, porque te viene Racing, te viene San Lorenzo y queremos ganar siempre. Pero tenemos una semanita tranquila y ya me imagino la fiesta que se va a armar en el Coloso el domingo".
Acerca de qué les había dicho Osella en el entretiempo detalló que "nos cagó a pedos, nosotros nos estábamos dando cuenta también. No podíamos sostener la pelota, no podíamos salir. No es que Central estuviera punzante, pero tenían la pelota. En el segundo intentamos jugar un poquito más, intentamos presionar. En el primero no se hizo nada, en el segundo estuvimos un poquito mejor pero no es lo que estamos acostumbrados a hacer cuando jugamos de local".

Comentarios