mas
Domingo 09 de Abril de 2017

"El mayor problema es que todos quieren bajar de peso ya"

La licenciada en nutrición Victoria Savaretti ofrece recomendaciones para iniciar un plan alimentario saludable y mantener los logros en el tiempo

La licenciada en nutrición Victoria Savaretti ofrece recomendaciones para iniciar un plan alimentario saludable y mantener los logros en el tiempo

¿Qué debe incluir una dieta o plan alimentario saludable para bajar de peso?

—Hay que considerar cuatro aspectos principales. Evaluar la cantidad y calidad de los alimentos que se incluyen en un plan alimentario; tener en cuenta que es necesario que esos alimentos —tanto dentro de un mismo día y a lo largo de la semana— sean variados, incorporando todos los grupos alimentarios. Y por último, pero no menos importante, adecuar el plan a las necesidades y hábitos particulares de cada persona.

¿Es necesario que quien busca bajar de peso evite ciertos alimentos?

— No. Siempre que se mantenga una armonía entre los alimentos que se eligen no hay inconvenientes (hablando de personas que no tengan patologías asociadas). Lo importante en este caso es que se sostenga un equilibrio entre la calidad de los alimentos y la cantidad que se ingiere de los mismos. Hasta el alimento más saludable es malo en exceso.

¿De qué depende que una persona decida iniciar un plan alimentario? ¿De la decisión, de lo que le piden los familiares, a causa de un problema de salud?

—Según mi experiencia, la mayoría de los hombres y mujeres que concurren al consultorio lo hacen porque tomaron la decisión ellos mismos o bien porque se lo sugirió algún especialista debido a un problema de salud. De todos modos, el último año he registrado un alto número de pacientes que ya no tienen como objetivo principal el descenso de peso sino la construcción de hábitos saludables y "aprender a comer".

sava1.jpg

¿Por qué cuesta tanto bajar de peso?

—El problema principal es ¡querer bajar de peso ya! Esa urgencia o ansiedad genera muchas veces que quien inicia un tratamiento para bajar de peso se sienta frustrado o desanimado al ver que no desciende determinada cantidad de kilos cada mes. Lo importante cuando se inicia un plan alimentario saludable es la constancia, entender que el descenso de peso se debe realizar en forma lenta y paulatina, ya que la construcción de hábitos no se logra de un día para otro.

Y el mantenimiento... ¡qué desafío!

—Considero que una vez que se le enseñó al paciente qué alimentos seleccionar según cada situación y aprenden a registrar porciones, a escuchar qué desean realmente comer, y se logran afianzar esos hábitos, es allí cuando el mantenimiento se transforma en un nuevo estilo de vida. A eso apunto con mi trabajo: acompañar y guiar a cada persona en la construcción de hábitos y estilo de vida saludables.

¿Es más difícil iniciar un tratamiento en invierno?

—No. Lo importante es variar los alimentos que se seleccionan para cada comida. Evitar caer en comer siempre lo mismo y de manera desabrida ya que durante el invierno es menor la variedad de frutas y verduras a disposición. Es importante usar diversos métodos de cocción, seleccionar preparaciones que resulten atractivas, resaltar el sabor con condimentos y especias aromáticas. Durante el invierno es necesario brindarle al cuerpo preparaciones calientes.

¿Cómo evitar un fin de semana "tentarse" cuando uno sale o tiene una cena especial, por ejemplo?

—Si uno lleva una alimentación sana, variada y sin restricciones no se presentan esas tentaciones. Creo que tiene que ver con el vínculo que la persona establece con el acto de comer. Si alguien sabe que puede seleccionar los alimentos que desee, manteniendo el equilibrio en calidad y en cantidad, no aparecen las "tentaciones". Creo que prohibir es lo que lleva a que las personas deseen y se sientan atraídas por eso que, justamente, les prohibieron.

¿Qué le diría a quien asegura: «ya intenté todo pero no puedo bajar o no logro sostenerlo»?

—Si alguien está dispuesto a realizar modificaciones y a aprender les aseguro que se puede llegar al objetivo que se desea. ¡Siempre se está a tiempo de empezar a construir hábitos! Es importante que no se plantee el tratamiento como una "dieta" ya que pensado así existen muchas restricciones; además, toda dieta tiene un final pautado al llegar al peso deseado pero muchas veces, en ese camino, no se logra un aprendizaje para el futuro. Es primordial que el descenso de peso sea considerado como plan alimentario saludable, planteado como estilo de vida de ahora en más para afianzar esos hábitos saludables (que ya tiene el paciente) y modificar y/o construir otros. De este modo, la forma de alimentarse y vincularse con las comidas o alimentos surgirá de forma natural sin que la persona tenga que estar pensando todo el tiempo en una dieta o en "cuidarse".


Comentarios