Información Gral
Viernes 24 de Junio de 2016

Malcorra pidió en la ONU buscar una "solución definitiva" por Malvinas

La canciller dijo que el gobierno argentino tiene la "voluntad política" de sentarse a una mesa de negociaciones con el Reino Unido

La canciller Susana Malcorra reiteró ayer ante el comité especial de descolonización de Naciones Unidas la "voluntad política" del gobierno argentino de sentarse a la mesa de negociaciones con el Reino Unido para lograr una "solución definitiva" en la controversia que mantiene por la soberanía de las Islas Malvinas, Sandwich, Georgias del Sur y espacios marítimos del Atlántico Sur.

La ministra de Relaciones Exteriores, en Nueva York, abogó por "una agenda amplia" que "construya entendimientos", pero que incluya el tema Malvinas.

"Quiero reiterar la convicción de mi gobierno de que con voluntad política es posible lograr la solución definitiva a la controversia que mantenemos con el Reino Unido sobre las Islas Malvinas. Deseamos mantener una agenda amplia con el Reino Unido, que nos permita discutir todos los temas, y construir entendimientos", dijo Malcorra en su mensaje ante el comité especial de las Naciones Unidas.

Agregó que el gobierno argentino cree "firmemente" en "el valor de sentarse a la mesa y discutir cualquier tema, por más arduo que sea, porque es la forma de acercarse a una solución", y señaló que es intención "mantener un diálogo abierto y franco con el Reino Unido, y una agenda amplia, pero que no excluya el tema Malvinas".

"Esperamos que ambas partes podamos trabajar con imaginación y espíritu colaborativo, abordando todos los temas de la agenda bilateral, sin excluir ninguno", enfatizó Malcorra.

En este marco, recordó los avances registrados en la relación entre Argentina y el Reino Unido desde la asunción como presidente de Mauricio Macri.

La canciller mencionó que hoy existen 17 territorios pendientes de descolonización en el mundo, pero dejó claro que el caso de Malvinas es "particular y distinto".

Recordó que la recuperación de las Islas Malvinas y el ejercicio pleno de la soberanía en esos territorios forma parte de los principios de la Constitución Nacional, "constituye una política de Estado, que trasciende los gobiernos, y que aúna a todos los partidos políticos".

Malcorra mencionó ante el comité de Naciones Unidas que precisamente porque se trataba de una política de Estado es que la acompañaban en esa reunión "diferentes partidos políticos de Argentina", y no sólo del partido gobernante.

"El paso del tiempo no ha debilitado nuestro reclamo", dijo la jefa de la diplomacia argentina, al tiempo que renovó la "plena disposición del gobierno argentino para reanundar las negociaciones con el Reino Unido para encontrar una solución pacífica al conflicto de Malvinas", y la falta de disposición de parte de ese país pese a las reiteradas resoluciones de la ONU en ese mismo sentido.

La canciller se refirió también al principio de libre determinación de los pueblos, que Argentina apoya, pero que, dejó claro, no se aplica para el caso de las Islas Malvinas, donde el Reino Unido "expulsó" tras su ocupación, en 1833, a sus habitantes, e impuso a ciudadanos de su país.

Según dijo, "descolonización y libre determinación no son sinónimos", y en el caso de las Malvinas si se contemplara este principio se estaría "quebrantando la integridad territorial" de un Estado.

"Desde el inicio del proceso de descolonización, Argentina ha apoyado la libre determinación de los pueblos, pero este principio no es absoluto, como todo principio, porque no puede quebrantar la integridad territorial de los Estados existentes", consignó Malcorra.

La canciller reconoció que esta disputa sobre Malvinas "ha obstaculizado la plena relación" entre Argentina y el Reino Unido, pero destacó que desde el 10 de diciembre "se planteó una nueva fase en la relación con el Reino Unido", con dos reuniones mantenidas por el presidente Mauricio Macri y David Cameron, y por ella misma con su par británico, y la voluntad de "fortalecer vínculos bilaterales", como resultado de estos acercamientos.

"Nuestros desacuerdos en este tema no pueden impedir una agenda positiva, que identifique posibles áreas de cooperación", dijo, y mencionó las conexiones entre la Isla y el continente y la explotación de recursos naturales.

"Queremos que la región sea reconocida como un espacio de paz y diálogo, pero para ello necesitamos encontrar una solución al conflicto de las Islas Malvinas con el Reino Unido", consignó, y expresó su deseo de que Gran Bretaña ponga fin a actos unilaterales en el marco de la controversia, como es la explotación de recursos naturales en una zona bajo disputa.

Minutos antes, representantes de los foros multilaterales de la región apoyaron el reclamo argentino y pidieron al Comité una resolución que invite al Reino Unido a sentarse a la mesa de negociaciones con Argentina, y Angélica Vernet, descendiente directa de Luis Vernet, el primer gobernador de las Islas Malvinas proclamado por las Provincias Unidas del Río de la Plata, en 1829, también brindó su apoyo haciendo un recorrido por la historia de este reclamo.

Comentarios