Edición Impresa
Sábado 17 de Julio de 2010

Los inmorales nos han igualado

El tema del respeto a la diversidad sexual de las minorías está instalado ampliamente en la sociedad por los medios (¿habrá mayoría de estas minorías en ellos?). La inseguridad, la falta de oportunidades, las desigualdades económicas, la falta de viviendas, los altos precios de los alquileres, las magras jubilaciones, los sin techo, la corrupción, han pasado a segundo plano en la consideración de medios televisivos, radiales y gráficos. Por otra parte, parece que oponerse al matrimonio gay implica ser chupacirios. Entonces se introduce un elemento religioso donde no lo hay. Soy agnóstico. Propongo que nos ahorremos otro debate. Hagamos amplia la legalización de la diversidad para no perder de vista el norte en el futuro. Legalicemos las uniones swingers, la poligamia y cualquier otro vínculo que pudiera existir. Los argumentos son los mismos. "Si muero que me herede mi pareja, mi marido, mi esposa", todo ello en singular o plural. "Los hijos pueden criarlos dos mamás o dos papás", o tres o cuatro, o una mamá y tres papás... o todas las combinaciones que sean posibles. Como decía el tango: "Los inmorales nos han igualo...".

El tema del respeto a la diversidad sexual de las minorías está instalado ampliamente en la sociedad por los medios (¿habrá mayoría de estas minorías en ellos?). La inseguridad, la falta de oportunidades, las desigualdades económicas, la falta de viviendas, los altos precios de los alquileres, las magras jubilaciones, los sin techo, la corrupción, han pasado a segundo plano en la consideración de medios televisivos, radiales y gráficos. Por otra parte, parece que oponerse al matrimonio gay implica ser chupacirios. Entonces se introduce un elemento religioso donde no lo hay. Soy agnóstico. Propongo que nos ahorremos otro debate. Hagamos amplia la legalización de la diversidad para no perder de vista el norte en el futuro. Legalicemos las uniones swingers, la poligamia y cualquier otro vínculo que pudiera existir. Los argumentos son los mismos. "Si muero que me herede mi pareja, mi marido, mi esposa", todo ello en singular o plural. "Los hijos pueden criarlos dos mamás o dos papás", o tres o cuatro, o una mamá y tres papás... o todas las combinaciones que sean posibles. Como decía el tango: "Los inmorales nos han igualo...".

Hugo Aversa

DNI 12.527.433

Comentarios