Ovación
Jueves 16 de Febrero de 2017

Los clubes no cambian de dueño

Dirigentes de clubes de la ciudad, junto a Chiqui Tapia, se manifestaron en contra de las sociedades anónimas. Newell's decidió no ir.

Alineados en defensa de los clubes como sociedades civiles sin fines de lucro, ante la embestida de que se puedan convertir en sociedades anónimas, Claudio Chiqui Tapia, candidato a comandar los destinos de la AFA, y directivos de Central, Central Córdoba, Argentino y la Asociación Rosarina de Fútbol sentaron ayer postura en un hotel céntrico de la ciudad. Llamó la atención la ausencia de Newell's.

La versión es que Ñuls no asistió porque no querían que se pensara que el club estaba impulsando la candidatura de Tapia a la AFA. "No estamos con nadie hasta que no haya un candidato definido", manifestó el presidente, Eduardo Bermúdez.

Durante el encuentro se afirmó que los clubes son propiedad de los socios y cumplen un rol social, algo que se contrapone a las Sociedades Anónimas Deportivas (SAD).

Se citaron como ejemplos el fracaso de las SAD en el fútbol español, con el incremento monumental de las deudas de los clubes, y lo sucedido en Argentina con Textil Mandiyú, Racing con Blanquiceleste SA (de Fernando Marín, hoy director de Fútbol para Todos) y Argentinos gerenciado por TyC.

Tapia planteó que está en juego "un modelo (por el de las SAD) que lo quieren imponer de todas maneras". Dijo que hubo una reunión de clubes de primera, interior y ascenso en el que se acordó oponerse a que en el nuevo estatuto de la AFA "figure la conformación o la posibilidad de las sociedades anónimas".

El presidente de Argentino, Daniel Mariatti, señaló que el club tiene "una forma organizativa que durante años han resumido la pasión. Hay que cerrar las puertas para que no exista chance de que haya sociedades anónimas". Alertó del "peligro de inversores que vienen con dinero de no se sabe dónde". Y dijo que en Rosario, si bien es incipiente, hay "personajes con dinero del narcotráfico que se quedan con instituciones".

"Administramos pasión", dijo a su turno el vice charrúa Luis Stern.

"Invito en cada ciudad a ver cuántas sociedades económicas se han fundido y cuántos clubes se han fundido", planteó el presidente de la Rosarina, Mario Giammaría.

El secretario de Central, Rodolfo Di Pollina, habló de los desafíos que tienen como dirigentes de sociedades civiles. Habló de "dar un salto a la innovación y la eficiencia" y que "los dirigentes banquen a los que saben gestionar". Aparte recomendó "conciencia dirigencial" a partir de "la enorme responsabilidad que tienen".

Su compañero en la directiva canalla, el presidente Raúl Broglia, fue tajante sobre las SAD: "Socialmente no le dan nada a nadie".

El presidente del Consejo Federal, Pablo Toviggino, contó que en el interior tuvieron "de manera encubierta sociedades anónimas, que lograron uno que otro título. Pero cuando no resultó un negocio se fueron y esos clubes prácticamente desaparecieron".

El presidente de Acassuso y de la Primera B, Javier Marín, fue contundente. "Nos han desfinanciado con los derechos de TV y nos meten carpetazos para que aceptemos las sociedades anónimas", dijo en referencia al gobierno nacional, impulsor de las SAD.

Comentarios