Política
Miércoles 23 de Noviembre de 2016

Lorenzetti lamentó la muerte de Fayt y aseguró que las críticas del kirchnerismo "nunca lo afectaron"

El presidente de la Corte Suprema de Justicia dijo que después de los momentos difíciles a las personalidades íntegras les queda "la integridad, la sabiduría, el haber podido pasar situaciones difíciles".

El presidente de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, lamentó hoy la muerte del exministro del máximo tribunal Carlos Fayt y resaltó que "le tocaron años difíciles", al tiempo que afirmó que las críticas del kirchnerismo "nunca lo afectaron en su imagen".

"Estamos todos muy afectados. Tenía muchas cosas de su vida académica que quería que quedaran en la Corte. Siempre me preguntaba qué iba a pasar con sus premios, sus cosas. Le vamos a hacer todos los homenajes que se merece", sostuvo el titular del máximo tribunal.
"Todo pasa y lo que queda es la integridad, la sabiduría, el haber podido pasar situaciones difíciles y sobrellevar un cargo con una enorme experiencia y dignidad"
En diálogo con TN, el magistrado señaló que Fayt fue "un hombre que ha sido un ejemplo en su función judicial y académica y además como ejemplo de vida".
Asimismo, el oriundo de Rafaela se refirió a los embates que sufrió el exministro de la Corte Suprema por parte del kirchnerismo en los últimos años, cuando lo instaron a hacerse un estudio para determinar si estaba en condiciones de ejercer el cargo.
"Todo el mundo recuerda los momentos en los que se le pedía que dejara su función judicial. Lo hemos apoyado siempre, hemos estado muy unidos. Le tocaron años muy difíciles", aseguró Lorenzetti, quien definió a Fayt como "un hombre que siempre fue muy fuerte, muy sólido" al que "nunca lo afectaron en su imagen" las críticas.
Y agregó: "Todo pasa y lo que queda es la integridad, la sabiduría, el haber podido pasar situaciones difíciles y sobrellevar un cargo con una enorme experiencia y dignidad".
"No fueron momentos complicados sólo de él. Tuvo, como todos nosotros, siempre hay cuestiones, presiones de todo tipo, pero él se movió dentro de la Corte, pensó institucionalmente. Tuvo los ataques que puede tener cualquier ministro de la Corte en momentos en los que tiene que decidir. Pero eso nunca lo influyó, siempre pensó más en el país que en las cuestiones personales", subrayó el presidente del máximo tribunal.

Comentarios