Información general
Domingo 27 de Noviembre de 2016

Lo condenaron a un año de prisión por matar a un tatú carreta en el Impenetrable chaqueño

El fallo intima al atacante a abstenerse de cazar pero también a "no usar estupefacientes ni abusar de bebidas alcohólicas".

La Justicia chaqueña condenó a un hombre a un año de prisión en suspenso por matar a un tatú carreta, especie en extinción declarada por esa provincia como monumento natural provincial, por lo que su caza está prohibida.
La pena fue dictada por el juez en lo Correccional de la localidad de Castelli, Rubén Benítez, quien decidió condenar a Ramón del Pilar Couceiro y le impuso además "reglas de conducta" por dos años, entre ellas "abstenerse de practicar la caza, fijar domicilio en la ciudad, no usar estupefacientes ni abusar de bebidas alcohólicas, adoptar un oficio, trabajo o profesión y hacer tareas comunitarias".
En el juicio se acreditó que "el 12 de junio de 2013 cerca del mediodía, mientras el acusado iba conduciendo una camioneta en compañía de tres personas, advirtió el cruce de tres tatú carreta, considerados monumento nacional".
"Couceiro detuvo la marcha y procedió a dar caza al animal, tomándolo primeramente de la cola para luego golpearlo con un palo y posteriormente pegarle con un hacha en la cabeza", se indicó, mientras que un abogado de derechos animales resaltó que "es un fallo histórico y ejemplificador para los animales silvestres de nuestro país".
"Estos hechos hieren profundamente los sentimientos de la sociedad y a la propia fauna silvestre, que es lo que la ley debe resguardar", señaló Pablo Buompadre, presidente de la Asociación de Abogados y Funcionarios por los Derechos de los Animales (Afada), que radicó la denuncia.
El abogado afirmó que no se puede "seguir mirando para otro lado cuando los cazadores furtivos y traficantes de animales asolan los campos, lesionan la vida y ponen en jaque la preservación de animales en vías de extinción".
"La Constitución del Chaco es sublime en ese sentido cuando en su artículo 38º establece que todos los habitantes de la provincia tienen el deber de preservar, conservar y defender el medioambiente", agregó.
Por su parte, el veterinario Gustavo Solís, de la ONG "The Conservation Land", señaló que "es muy importante trabajar en la concientización de la población".
"Si bien en esta ocasión el ejemplar del tatú fue sacrificado prácticamente en el acto, es importante que la gente sepa el grave daño que se le hace a la naturaleza con la matanza de especies autóctonas", afirmó.

Comentarios