Edición Impresa
Miércoles 28 de Octubre de 2015

Las dos caras

El Concejo es una caja de resonancia política. En su interior se reflejan con absoluta nítidez humores y estado de ánimo, de acuerdo a las decisiones de la sociedad.

El Concejo es una caja de resonancia política. En su interior se reflejan con absoluta nítidez humores y estado de ánimo, de acuerdo a las decisiones de la sociedad. Este comienzo de semana fue particularmente demostrativo: la fiesta y el velorio. Sin medias tintas. Para la gente de Cambiemos fue una jornada magnífica: los resultados de las elecciones nacionales y la muy buena performance provincial conformaron un panorama ideal. De distinta manera lo vivieron ediles y asesores del Frente para la Victoria, que más allá de ganar en la provincia a diputado y senador no lograron sobreponerse a los resultados nacionales; el ballottage fue un balde de agua helada. Ni hablar por el lado del Frente Progresista: nada para celebrar, tras padecer un domingo negro como pocas veces antes. Fue tal el contraste entre unos y otros, que hasta hubo un par de ediles que se fastidiaron con sus colegas que caminaban con una sonrisa dibujada en la cara. A tomarlo con calma y aprender de las derrotas.

Festejo en Rosario

Los tiempos cambian para todos, incluso para aquellos que siempre fueron más parcos. Es el caso del senador Carlos Reutemann, quien durante años trató de venir lo menos posible a Rosario. Como gobernador y, mucho más aún, desde que es legislador. Sin embargo, tras su acuerdo electoral con el PRO, se subió a su auto y vino a festejar a la ciudad los resultados de las últimas elecciones. Paseó su alegría junto a Del Sel y Macri en las Paso; volvió tras la votación a gobernador y repitió el ritual el domingo último. Sonriente y satisfecho, fue una de las atracciones en el búnker del PRO. Al parecer aquellos viejos resquemores con Rosario se han diluido. ¿O será como recordó alguien de la vereda de enfrente, y con cierto encono, que en sus últimas apariciones en Santa Fe no lo trataron muy bien?

Una a favor

Fernando Niembro no será diputado por el PRO. El escándalo de fondos con su productora lo dejó fuera de carrera. Sin embargo, tuvo una alegría adicional: la hija de su pareja, Natalia Persini, accederá a una banca en la legislatura porteña porque el titular se va con María Eugenia Vidal.

Comentarios