Edición Impresa
Martes 12 de Abril de 2016

Las críticas socialistas

El socialismo está centrado en la gestión en la provincia y en el municipio, pero no le saca la mirada a las elecciones legislativas del año que viene.

El socialismo está centrado en la gestión en la provincia y en el municipio, pero no le saca la mirada a las elecciones legislativas del año que viene. Por eso, más allá de que representa sus posiciones históricas, el documento final del congreso partidario del fin de semana marcó con énfasis lo que entienden como serias falencias del gobierno nacional. Además, varios de sus principales referentes tienen una íntima convicción: si las políticas oficiales siguen por este camino, muchos radicales no podrán sostenerse como socios de Cambiemos. No lo dicen abiertamente porque no quieren meter ruido dentro del Frente Progresista, pero ya recibieron las amargas quejas de dirigentes de la UCR que no coinciden con las medidas económicas del macrismo. De todas maneras, falta mucho. Y todo puede cambiar.

El PJ y un cierre de listas raro

Cuando se conoció, el último fin de semana, el acuerdo por el que no habrá elecciones internas en el peronismo santafesino, quedaron algunas dudas flotando. Una es casi un milagro: que sectores habitualmente enfrentados como los que lideran Agustín Rossi y Marcos Cleri o los senadores provinciales del PJ se hayan puesto de acuerdo en una lista de unidad. Desde las filas del diputado Luis Rubeo, que se autoexcluyó de la pelea interna, se deslizó: “¿Habrán hablado también del pago a los fondos buitre en este acuerdo de consenso y unidad? ¿O será que es más fácil acordar por abajo y oponerse por arriba?” Parece que a Rubeo le pusieron palos en la rueda para que no se presente como alternativa y las heridas dejan secuelas.

Un ex que la sigue complicando

La actriz y mediática Iliana Calabró volvió a ser salpicada por las sospechas. Los vínculos de su ex esposo, Fabián Rossi, con La Rosadita y Lázaro Báez le juegan en contra. Esta vez se dijo que había hecho presentaciones en Panamá financiada por SGI, una de las empresas en la mira por lavado. “En mi vida estuve en Panamá, no conozco Panamá”, aseguró para despegarse. La empresa SGI, efectivamente, perteneció a su ex marido, que la vendió en 2009. Más allá de que ahora están separados, el video de Rossi contando dinero en La Rosadita volvió a agitar los fantasmas para Calabró.

Comentarios