Cartas de lectores
Domingo 31 de Julio de 2016

Las cosas por su nombre

En respuesta a la carta de lectores del señor Roque Sanguinetti, titulada "Los pechos femeninos", desde la organización "Con X, comunicación plural e igualitaria"...

En respuesta a la carta de lectores del señor Roque Sanguinetti, titulada "Los pechos femeninos", desde la organización "Con X, comunicación plural e igualitaria", queremos decirle que: no es "un travesti" quien solicita un derecho que le corresponde legalmente. Es una mujer trans. No se trata de "singulares preferencias estéticas", sino de una cuestión de salud. Porque como bien ella dijo en una nota periodística, toma ocho hormonas diarias desde hace más de dos años, y asegura que dañan su salud. El juez tiene que actuar conforme lo establece la ley 26.743, que ordena que "todos los tratamientos médicos de adecuación a la expresión de género sean incluidos en el Plan Médico Obligatorio (PMO) para garantizar una cobertura de las prácticas en el sistema público y privado". Esto significa que las obras sociales tienen la obligación de realizar todas las intervenciones quirúrgicas y tratamientos hormonales que la persona requiera para que su cuerpo esté en armonía con su identidad autopercibida de género. Para nada es una "abusiva pretensión" reclamar los derechos que nos corresponden como sujetos de derecho. Por último, sería menos lastimoso si conociera la legislación vigente antes de escribir desde un lugar de discriminación y estigmatización. Sería menos lastimoso si usted y tantas otras personas reconocieran la ardua tarea que ha ido construyendo la militancia del colectivo trans para lograr una legislación que las visibilice y considere con oportunidades iguales para vivir dignamente. Por si no la conoce, la ley de Identidad de Género establece en sus primeros artículos que toda persona tiene derecho al reconocimiento de su identidad de género; al libre desarrollo de su persona conforme a su identidad de género; a ser tratada de acuerdo con su identidad de género y, en particular, a ser identificada de ese modo en los instrumentos que acreditan su identidad respecto de el/los nombre/s de pila, imagen y sexo con los que allí es registrada. También dice que se entiende por identidad de género a la vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente. Esto puede involucrar la modificación de la apariencia o la función corporal a través de medios farmacológicos, quirúrgicos o de otra índole.

Bernarda Guerezta

Comentarios