Edición Impresa
Sábado 29 de Junio de 2013

Las adicciones en la mirada de los estudiantes secundarios

Un concurso de audiovisuales los invitó a opinar sobre la problemática. Fueron premiadas las escuelas 625, 393, 569 y 251

"Un banco vacío es la ausencia de un alumno, pero también de un amigo, de un compañero". Con esta leyenda los estudiantes de la Secundaria Nº 569 de Rosario cierran el audiovisual que realizaron para hablar de adicciones, de lo que pasa cuando un joven se siente apartado, discriminado de su propio entorno. El trabajo fue uno de los cuatro premiados en el Concurso de producciones audiovisuales "Otra realidad", organizado por el Concejo Municipal. Las otras escuelas reconocidas son la Nº 625 Guido y Spano, la Nº 393 5 de Agosto Ciudad de Rosario y la Nº 251 Víctor Cué. El certamen buscó que los jóvenes dieran su visión sobre los efectos de las adicciones en la vida cotidiana.

Los chicos de la Guido y Spano eligieron contar qué puede pasar cuando un adolescente no se ve contenido por su familia, y también por sus amigos. Lo hicieron a través del relato de un estudiante que sintiéndose solo busca una "salida" en el consumo de sustancias.

Los de la Secundaria Nº 251 relataron la historia de Anahí, una joven que hace cualquier cosa por ganarse amigos y ser incluida en grupo, desde consumir drogas hasta vender su cuerpo.

La novedad sobre las adicciones la llevaron al certamen los estudiantes de la Técnica Nº 393, con su trabajo "El ludópata", que mostró otra cara de esta problemática: el vicio por el juego.

En tanto que los chicos de la 569 optaron por narrar qué pasa cuando un compañero de clases es discriminado.

En todos los casos — y eso lo resaltaron los concejales que oficiaron de jurado y promotores del certamen— las producciones estuvieron ambientadas en los lugares que los adolescentes suelen frecuentar a diario, y sobre todo protagonizadas por ellos mismos.

Proyecciones. La entrega de premios fue el miércoles pasado en el sala de sesiones del Concejo Municipal. En el espacio donde los ediles debaten los problemas de la ciudad, se reunieron estudiantes de 4º y 5º años pertenecientes a distintas escuelas que participaron del concurso. Los premiados se conocieron recién cuando se proyectaron para todos los trabajos ganadores.

Un dato relevante de este concurso es que surgió como un proyecto de los Parlamentos Juveniles que promueve el Concejo y que invita a los estudiantes a debatir temas de preocupación social. En este caso fue una iniciativa de alumnos del Colegio Superior de Comercio, propuesta el año pasado, la que dio la idea de hacer un certamen que recupere la voz de los adolescentes.

Justamente una de las ex alumnas de esta escuela, Luciana Bassi, y que en 2012, llevó con su grupo de compañeros como proyecto esta iniciativa, estuvo invitada al acto de premiación. Allí recordó que la idea surgió porque habían advertido a través de una encuesta que "los chicos empiezan a fumar a los 13 y 14 años". "Pero de estos temas no se hablan en las escuelas. Los talleres que nos ofrecen a los estudiantes se limitan a enunciar «no a las adicciones»", repasó.

Participantes. En esta primera edición del concurso "Otra realidad" se sumaron doce escuelas: la Nº 660, San Miguel Arcángel, Urquiza, 393, 251, Pedro Cristiá, Nuestra Señora de la Guardia, 569, San Pedro Julián Eymand, Misericordia, 625 y 432. De todas ellas cuatro resultaron reconocidas. Los trabajos se podrán ver ahora en las señales de Cable local.

La entrega de premios estuvo a cargo de los concejales Osvaldo Miatello, María Fernanda Gigliani y Gonzalo del Cerro, quienes anticiparon que está como proyecto establecer que este certamen se haga en forma anual.

"Todos los trabajos han sido muy buenos, muestran esfuerzo, dedicación y participación", dijo Miatello antes de nombrar a los ganadores. "A veces en estos temas de adicciones es difícil encontrar una solución mágica, pero hay pequeñas cosas que se pueden ir haciendo", expresó el concejal del PJ para rescatar que los trabajos de los estudiantes sirven para tomar conciencia.

El concejal Gonzalo del Cerro (UCR), por su lado, compartió la idea de que la problemática de las adicciones no se resuelven solas, "sino que requieren del compromiso de todos".

Escuchar a los jóvenes. En tanto, que la concejala María Fernanda Gigliani (Partido Progreso Social) ubicó la participación de los adolescentes como un ejercicio de ciudadanía.

Sin embargo, Gigliani eligió poner el acento en la oportunidad de que los jóvenes puedan ser escuchados. Rescató en ese sentido la mirada diferente que ofreció esta experiencia: "Se trata de romper con la idea impuesta muchas veces desde los medios y de la sociedad en general, de que los jóvenes no pueden o están perdidos. Y esta participación demuestra que sí pueden. Pero lo más importante es que con sus producciones interpelan el mundo adulto y eso es lo bueno".

El jurado del certamen "Otra realidad" tuvo en cuenta para valorar los trabajos la producción colectiva, el protagonismo juvenil, el guión y el contenido desarrollado en los audiovisuales.

Comentarios