La ciudad
Jueves 24 de Noviembre de 2016

Lanzan medidas para que los rosarinos hagan compras navideñas en el centro

Se permitirá el estacionamiento y desde el 10 de diciembre se suspenderán las obras que hoy tienen cortadas varias cuadras

Tras un año que acumula una caída del 7,5 por ciento promedio en las ventas minoristas (con rubros que superan en mucho esa media), los comercios cruzan los dedos para que mejoren en algo las cosas durante las próximas fiestas de Navidad, Año Nuevo y Reyes. En el caso de los locales céntricos, la preocupación pasa además por poder competir con los shoppings en materia de accesibilidad, seguridad y estacionamiento. Por eso, ya acordaron con la Municipalidad al menos dos puntos básicos: que las obras públicas en marcha —por ejemplo, a lo largo de Rioja y de Sarmiento— se suspendan hasta pasadas esas fechas, y que unos días antes de las celebraciones se libere también el estacionamiento en el microcentro. En materia de seguridad, además, elevarán un pedido a la Intendencia y la provincia para que los controles se refuercen.

El presidente de la Asociación Empresaria, Ricardo Diab, recordó que este será el tercer año en que se permitirá estacionar en el área central.

"Hay que mejorar al máximo las posibilidades de compra para los clientes", razonó, y amplió esa condición a que se interrumpan temporariamente las obras que la Municipalidad viene realizando básicamente sobre Rioja y sobre Sarmiento. El año pasado, también durante las fiestas, le tocó suspender los trabajos en la peatonal a la Empresa Provincial de la Energía.

"Si no se tomara esa decisión, sería muy negativo", afirmó Diab, sobre todo en el contexto de retracción de ventas minoristas que la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (Came) ya lleva calculada anualmente en un promedio del -7,5 por ciento si se las compara con las del 2015.

Desde la Secretaría de Obras Públicas del municipio confirmaron el parate en las obras, aunque advirtieron que el período exacto de suspensión aún no fue definido. Se estima que los trabajos podrían detenerse alrededor del 10 de diciembre, hasta pasada la festividad de Reyes.

Otra medida que los comerciantes solicitarán a las autoridades apuntará al refuerzo de patrullajes y control en las calles céntricas durante esas fechas de "alta concentración de gente".

"Vamos a solicitar una reunión con la Municipalidad y también con el Ministerio de Seguridad provincial", adelantó Diab.

Esperanzados. Aparte de esas medidas transitorias y operativas, el comercio cifra sus expectativas en el recientemente anunciado plan Ahora 18, que a partir de diciembre permitirá comprar en cuotas con tarjeta de crédito con un plazo de año y medio.

El beneficio incluirá los rubros que ya cubría el Ahora 12 y sumará otros nuevos, como el de la informática, herramientas de trabajo, turismo, neumáticos, repuestos automotores, instrumentos musicales, iluminación y línea blanca.

"No es una solución definitiva ante la caída del consumo, pero va a mejorar en algo las cosas: al menos con cuotas, se va a estirar un poco el dinero", argumentó Diab.

Descanso dominical. Lo que, en cambio, no parece que vaya a prosperar en Rosario para las próximas fiestas es la propuesta de suspender el descanso dominical en los supermercados para potenciar las ventas.

La idea surgió del concejal Gabriel Chumpitaz, del PRO, y fue inicialmente apoyada por la Cámara de Supermercados de Rosario, sólo con "carácter excepcional".

Sin embargo, ayer el secretario gremial de la Asociación Empleados de Comercio, Juan Gómez, fue taxativo. "Rechazamos totalmente la propuesta: no ha habido ningún avance, ni lo va a haber tampoco", advirtió.

Almanaque en mano el tema tampoco parece demasiado relevante, ya que tanto el 25 de diciembre como el 1º de enero este año caen, justamente, domingos.

Comentarios