la_region
Jueves 26 de Enero de 2017

Vinculan la inseguridad con el negocio de las drogas

El intendente de Casida, Juan José Sarasola, vinculó los hechos de violencia que se vienen registrando desde hace algunas semanas en distintos sectores de la ciudad a la problemática de la droga y reclamó mayor intervención a la brigada policial encargada de combatir este tipo de delito.

El intendente de Casida, Juan José Sarasola, vinculó los hechos de violencia que se vienen registrando desde hace algunas semanas en distintos sectores de la ciudad a la problemática de la droga y reclamó mayor intervención a la brigada policial encargada de combatir este tipo de delito.

El planteo se lo formuló esta semana al flamante jefe de la Zona Sur de la Dirección de Prevención y Control de Adicciones, Diego Bonomo, en el marco de una reunión desarrollado en su despacho y donde también estuvieron presentes el jefe de la Brigada Operativa Departamental IV, Martín López, y el secretario municipal de Prevención y Seguridad Ciudadana, Federico Censi.

El mandatario local celebró que "un funcionario policial que estuvo tantos años trabajando en Casilda ahora ocupe un cargo jerárquico dentro de esta dirección", y se manifestó esperanzado en "poder ver resultados positivos".

Bonomo es un hombre reconocido en la ciudad por su actuación en la Unidad Regional IV de policía donde, entre otras funciones, se desempeño y destacó como jefe de la Brigada de Investigaciones.

El encuentro sobrevino tras impacto que causó en la comunidad una seguidilla de hechos violentos sucedidos fundamentalmente en un sector del populoso barrio Nuevo Roma y de lo cual dio cuenta LaCapital.

La crítica situación sumada a otros ilícitos no menos intranquilizadores movilizó a las autoridades locales que buscan ponerle coto a la problemática. Y en ese marco uno de sus principales foco de atención es el negocio del "menudeo" de la droga que en algunas zonas de la ciudad sigue avanzando. Y para peor no pocos vecinos sospechan que ello ocurre porque "existe connivencia entre la policía y la delincuencia", como lo manifestaron a este diario.

Preocupado por el tema, Sarasola trazó su diagnostico y ahora espera que los responsables del área respondan al pedido de mayor acción para frenar la problemática. Y a la par de las demandadas acciones antidrogas la Intendencia también apunta a que la policía tenga más presencia en los distintos barrios.

Una de las zonas más calientes sigue siendo el sector "C" de Nueva Roma donde, paradójicamente, está afincado un destacamento de la Policía Comunitaria que ahora intentará cambiar su cara con la incorporación de caballos para facilitar el patrullaje en sectores de difícil acceso en días precipitaciones.

Con esa finalidad se está llevando adelante un curso para jinetes cuyo acto de apertura tuvo lugar a principio de esta semana en la Sala de Exposiciones del Teatro Dante con la presencia del intendente, funcionarios provinciales y policiales. Ello posibilitara crear la sección Montada de la Policía Comunitaria a fin de responder a necesidades fundamentalmente en materia de seguridad. "Lo gestionamos y tuvimos una pronta respuesta por parte del Ministerio de Seguridad", dijo Sarasola, para luego puntualizar que "ya nos enviaron nueve caballos que se sumarán a los que ya tiene en su poder el municipio, por lo que ahora comienza la capacitación para que el personal pueda formar parte de esta nueva sección, que es la primera en conformarse en la provincia".

En tanto, el director de la Policía de Proximidad de la provincia, Daniel Medus, felicitó "la iniciativa" de Sarasola, y dijo que "inmediatamente fue tomada por el ministro y por la dirección de la Policía Comunitaria, razón por la cual estaremos muy atentos a como se desenvuelva para poder brindar todo el apoyo".

Asimismo, destacó que a partir de la gestión municipal que encabeza Sarasola desde diciembre de 2015 "hemos armado una mesa de trabajo de coordinación operativa en la que participan la Intendencia, la cúpula de la UR- IV, la Policía de Investigaciones, y las direcciones de Policía Comunitaria y de la Guardia Rural Los Pumas".

La capacitación, que está a cargo de personal de Los Pumas, tendrá una duración de 15 días e incluye especificaciones teóricas y práctica, según contó la directora general de la Policía Comunitaria, María Verónica Salellas, para luego resaltar que "pasado ese lapso se podrá contar con la sección recorriendo especialmente barrio Nueva Roma".

El intendente se reunió con autoridades de Seguridad

El intendente casildense ayer llevó su preocupación sobre la ola de delito en su ciudad al Ministerio de Seguridad de la provincia donde fue recibido por el subsecretario de la cartera, Dardo Simil.

   En el encuentro expuso la situación en general y puntual de cada barrio haciendo hincapié especialmente en la problemática de las adicciones y sus consecuencias.

   El mandatario local solicitó que "se arbitren todos los mecanismos posibles para una rápida respuesta a la población en cuanto al esclarecimiento de hechos delictivos, pero principalmente en la prevención".

   "Si bien queremos que se esclarezcan todos y cada uno de los hechos lo primordial para nosotros es prevenir para que no se produzcan episodios", dijo Sarasola, para luego destacar "la buena predisposición" del funcionario provincial con el que se reunió. "Esperamos contar con refuerzo policial para los próximos días", anunció finalmente.


Comentarios