la_region
Jueves 06 de Julio de 2017

En Pérez, un hombre roció con alcohol a su pareja y le prendió fuego

El agresor, de 28 años, quedó detenido y será imputado hoy. El hecho se produjo luego de una violenta discusión en la casa en la que viven.

Un hombre de 28 años quedó detenido y será imputado hoy por prenderle fuego a su pareja de 26, luego de una violenta discusión en la casa en la que viven. La chica padece quemaduras de tercer grado, está internada y según contó anoche su hermana, sus lesiones son graves. Fuentes judiciales informaron de todos modos a La Capital que su vida no corre peligro.

El episodio de violencia de género ocurrió en Pérez y se produjo delante del pequeño hijo de la pareja, que tiene apenas dos años. Este dato también fue confirmado por Noelia, la hermana de la víctima.

Todo sucedió en una vivienda ubicada en la calle Yapeyú al 1200, en Pérez, donde residen Nicolás R. y Maite. Hubo una fuerte discusión entre ambos y al parecer la pelea terminó cuando el hombre decidió rociarla con alcohol y luego le prendió fuego arrojándole un fósforo.

El propio victimario se presentó más tarde en la comisaría de la zona para denunciar que su mujer se había quemado por accidente en el baño de la casa. Como su declaración dejó dudas, el caso recaló en la Unidad de Violencia de Género y allí el fiscal ordenó que se le tomara declaración a los familiares de la víctima para tratar de reconstruir así el episodio.

Fueron estas declaraciones las que permitieron desbaratar la declaración del hombre, quien en un principio no fue detenido y al que sólo se le dictó una restricción para acercarse a su pareja. Sin embargo, con los nuevos elementos, la Fiscalía ordenó su detención y hoy a las 13 realizará la audiencia imputativa para acusarlo formalmente por causarle heridas graves a su mujer.

Anoche, mientras seguía la evolución de Maite, su hermana Noelia contó por televisión algunos detalles del episodio y dijo que cuando llegó su madre y le pidió a Nicolás R. que la llevara a un hospital, él se negó a hacerlo por miedo a que lo denunciara. Eso hizo que la mujer tuviera que ocuparse sola de la hija. Desde entonces, Maite está internada con serias quemaduras en distintas partes del cuerpo, pero controlada y sin que su vida corra peligro.

Los familiares de la víctima contaron que no es la primera vez que sufría violencia de su pareja e incluso afirmaron que como es hijo de un efectivo de una fuerza de seguridad federal, solía hacer abuso de esa condición para someterla a distintos maltratos. Hoy irá a los Tribunales y quedará acusado de lesiones graves agravadas por tratarse de una cuestión de género.

Comentarios